Francia ya está en Alemania, se instaló en Hannover

 
  

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

MEDIOTIEMPO | AgenciasBad Pyrmont, Alemania. 8 de Junio de 2006

  • El golpe anímico por Cisse, fue duro

Francia llegó hoy a Alemania e instaló su cuartel general cerca de Hannover, traumatizada por la lesión de Djibril Cissé, que se perderá el Mundial y que será sustituido por Sidney Govou.

Harán falta varios días para que los internacionales franceses olviden los gestos de dolor del jugador del Liverpool segundos después de que un mal apoyo rompiera su tibia y su peroné, una imagen que ha caído como un jarro de agua fría en la concentración gala.

Sobre todo porque hace cuatro años también sufrieron un contratiempo similar en el último amistoso antes del inicio de la competición.

Entonces fue Zinedine Zidane, la incuestionable estrella del equipo, quien se rompió en un amistoso contra Corea del Sur a cinco días del partido inaugural que les medía a Senegal.

Perdieron aquel encuentro y la salud de "Zizou" se convirtió en el tema estrella de los primeros días del Mundial y, según todos los observadores, en el motivo de la pronta eliminación de los "Bleus" sin un gol en su casillero.

Cissé no tiene la misma influencia en la selección francesa de la que ejercía Zidane en 2002, cuando se incorporó a la concentración mundialista pocos días después de su soberbio gol en la final de la Liga de Campeones con la camiseta del Real Madrid, lo que añadió el único trofeo importante que faltaba en su palmarés.

Sin embargo, la coincidencia puede devolver a la mente de los jugadores malos recuerdos que tratan de olvidar desde hace años.

Muchos de los que defenderán el honor francés en Alemania formaban parte del grupo que se estrelló en el Lejano Oriente en 2002.

Uno de los primeros trabajos que tendrá que abordar el seleccionador, Raymond Domenech, será hacer olvidar a Cissé cuanto antes y comenzar a trabajar con lo que tiene. En las próximas horas está prevista la incorporación de Govou, el hombre elegido para paliar la baja del delantero del Liverpool.

El técnico visitó hoy a Cissé en el hospital de Saint-Etienne, donde se encuentra ingresado y donde anoche fue operado. Los jugadores, que inicialmente también tenían previsto visitarle, no se han trasladado hasta el centro médico.

El hospital ha declinado hoy informar sobre la evolución de la lesión del jugador a petición del interesado.

Domenech narró anoche que los "Bleus" estaban consternados por la mala suerte de su compañero y que algunos de ellos incluso lloraron en el vestuario.

Ahora tendrán que pasar página y empezar a pensar en el Mundial, en el que pretenden borrar la mala imagen de Corea del Sur y Japón.

Los internacionales galos se han instalado en la localidad de Aerzen, al suroeste de Hannover, en un castillo del siglo XVI rehabilitado como hotel de lujo en el que no falta de nada.

Apartados del ruido de cualquier ciudad alemana, enclavados en un entorno natural propio para la relajación, Francia comenzará a entrenarse con la vista puesta en el primer encuentro, que le medirá el próximo día 13 contra Suiza, su principal rival en el Grupo G.

Un partido crucial para las aspiraciones francesas de quedar primeros de grupo, puesto que los otros dos rivales, Corea del Sur y Togo, parecen asequibles.

Domenech ha confesado en muchas ocasiones que todo el trabajo de los últimos días se centra en preparar el partido contra Suiza.

Francia fue incapaz de pasar del empate contra Suiza en la fase de clasificación para el Mundial y en el partido disputado en tierras helvéticas fueron los hombres de Jacob Kuhn los que merecieron el triunfo.

[EFE][foto: EFE]

  • Más sobre:
  • Tri
Newsletter MT
Suscríbete a nuestro boletín de noticias deportivas.
No te pierdas
×