La pesadilla del calor persigue a Zico

El calor persigue al brasileño Zico, seleccionador de Japón en el Mundial de Alemania, como una pesadilla que atormenta sus sueños.
El calor persigue al brasileño Zico, seleccionador de Japón en el Mundial de Alemania, como una pesadilla que atormenta sus sueños.
 El calor persigue al brasileño Zico, seleccionador de Japón en el Mundial de Alemania, como una pesadilla que atormenta sus sueños.

MEDIOTIEMPO | Agencias20 de Junio de 2006

  • "Es un crimen que hayamos tenido que jugar otra vez a las 3 de la tarde”

El calor persigue al brasileño Zico, seleccionador de Japón en el Mundial de Alemania, como una pesadilla que atormenta sus sueños.

Zico, como hizo Maradona en México 1986, está que trina con la FIFA. Los 2 partidos que su Selección ha tenido que jugar a las 3 de la tarde han sido la gota que colma el vaso de su paciencia, ya que entiende que el calor perjudica a sus futbolistas.

"Es un crimen que hayamos tenido que jugar otra vez a las 3 de la tarde, con este calor", dijo Artur Antunes Coimbra "Zico", nacido en Río de Janeiro hace 53 años, Técnico de Japón desde 2002.

En los 2 partidos jugados a las 3, con temperaturas que rondan los 30 grados o los superan, Japón perdió por Australia por 3-1 y empató a cero con Croacia por lo que todas sus posibilidades de acceder a Octavos se basan en derrotar a Brasil.

Zico, que con la camiseta del equipo "canarinho" disputó 3 Mundiales, acusó a los organizadores de Alemania 2006 de poner los partidos a esa hora por exigencias de la televisión.

"El negocio es el negocio", precisó Zico, que utilizó también el mismo argumento de Maradona en 1986 y que tanto irritó al entonces Presidente de la FIFA, Joao Havelange: "nadie piensa en los jugadores, todo es un negocio".

En "Yo soy el Diego", Maradona cuenta que su divorcio con la FIFA, que 20 años después se mantiene, comenzó en el Mundial de México 1986 cuando algunos partidos se disputaron al mediodía.

"Mientras ellos (los Directivos de FIFA) estaban en palcos con aire acondicionado o con negros abanicándolos, nos hacían jugar al mediodía", señala el "Pelusa", Campeón en ese Mundial.

Maradona precisa que no quería, con sus demandas a favor de los derechos de los futbolistas, "arruinarle el negocio" a Havelange sino hacerle entender que la clave de "todo ese negocio, de todo ese espectáculo" son los jugadores.

En ese Mundial de México, nació también la aversión de Zico al calor .

Ocurrió en el encuentro de Cuartos de Final entre Francia, el Campeón de Europa, y Brasil, que buscaba su cuarta corona en el mismo escenario donde había conquistado la tercera en 1970.

Sócrates, Junior, Alemao, Falcao, Careca y Zico brillaban en un equipo, aunque no todos llegaron en buenas condiciones físicas. Enfrente, Francia se aferraba a la extraordinaria calidad de Michel Platini y de sus lugartenientes Tigana y Giresse, con Manuel Amorós como baluarte defensivo delante del solvente portero Bats.

Fue un partido memorable pero se decidió en la ruleta de los penaltis después del empate a uno final, con goles de Careca y Platini, en el primer tiempo.

El partido comenzó marcado por las sofocantes condiciones meteorológicas, con más de 45 grados de calor. Pese a todo, el balón fue de un área a otra. Los jugadores lucharon contra el calor asfixiante.

Entonces, entró Zico en el campo en lugar de Müller. Casi de inmediato, el portero francés Bats comete un penalti por derribo a Branco. El número 10 brasileño, maestro de las jugadas a balón parado, decidió tirarlo con su pierna derecha. Faltaban 17 minutos para el final del partido.

Zico falló porque Bats adivinó su intención y se lanzó a la derecha para detener el balón. Entre el calor y el agotamiento, su mirada reflejaba toda la angustia del momento. Se había escapado la oportunidad de evitar la temida prórroga.

Por Francia convirtieron Stopyra, Amorós, Bellone y Fernández, mientras Platini falló el suyo. Por Brasil, marcaron Alemao, Zico y Branco y erró Júlio César.

Zico era la viva imagen de la desolación. Su tercera y última actuación en un Mundial con Brasil quedó siempre ligada al calor y a aquel maldito penalti que le detuvo Bats.

[EFE][foto: EFE]

  • Más sobre:
  • Tri
Newsletter MT
Suscríbete a nuestro boletín de noticias deportivas.
No te pierdas
×