Argentina planea poner a Lucho González en lugar de Cambiasso ante Alemania

El equipo argentino que se enfrentará el viernes al de Alemania en los Cuartos de Final del Mundial podría salir al campo sin Esteban Cambiasso, el autor de uno de los mejores goles del torneo,...
 El equipo argentino que se enfrentará el viernes al de Alemania en los Cuartos de Final del Mundial podría salir al campo sin Esteban Cambiasso, el autor de uno de los mejores goles del torneo, porque Lucho González le asegurará un mejor control del balón

MEDIOTIEMPO | Agencias28 de Junio de 2006

  • El otro cambio que parece posible es el del defensa Nicolás Burdisso por Lionel Scaloni

El equipo argentino que se enfrentará el viernes al de Alemania en los Cuartos de Final del Mundial podría salir al campo sin Esteban Cambiasso, el autor de uno de los mejores goles del torneo, porque Lucho González le asegurará un mejor control del balón.

González, centrocampista del Porto portugués, fue titular en sustitución de Cambiasso en el partido de la primera fase contra Serbia y Montenegro (6-0), pero se lesionó a los 15 minutos y estuvo inactivo hasta ahora.

En aquella ocasión, y tras la costosa victoria sobre Costa de Marfil en el debut, el seleccionador José Pekerman pensó que Lucho podría respaldar a Juan Román Riquelme en su función creativa y los hechos demostraron que no estaba equivocado, porque el jugador del Villarreal, el más marcado del equipo por sus rivales, no ha gravitado en la medida de sus posibilidades en los partidos recientes.

Frente a un rival de futbol clásico y frontal, como Alemania, Riquelme puede ser el jugador clave de la formación albiceleste en la posesión de la pelota, recurso que los argentinos consideran fundamental para evitar que el equipo local cuente con posibilidades de tomar la iniciativa.

Carlos Tevez y Lionel Messi coincidieron el martes en que Argentina tiene que jugar por abajo frente a los alemanes, y si lo logra será porque la pelota estará en poder de Riquelme, o cerca de él.

En ese caso, González puede hacer el papel de abastecedor y socio del ex jugador boquense, que en el partido del debut estuvo con todas las luces encendidas y resolvió el asunto con un pase quirúrgico a Javier Saviola y un tiro libre que capitalizó Hernán Crespo para la victoria por 2-1.

El otro cambio que parece posible es el del defensa Nicolás Burdisso por Lionel Scaloni, posiblemente el único que ha tenido problemas en una defensa generalmente sólida frente a México en los Octavos de Final, el partido que los argentinos consideran el más duro de los que han jugado hasta ahora.

Burdisso sufrió un esguince del ligamento interno de la rodilla derecha frente a Holanda, en el último encuentro de la primera fase, y en principio fue sustituido por Fabricio Coloccini, pero en el partido siguiente jugó Scaloni en esa posición y los mexicanos aprovecharon su nerviosismo y desorden para atacar a Argentina reiteradamente por su sector.

Estas dos modificaciones son, al parecer, las únicas posibles en un equipo que alcanzó solidez desde el comienzo de la competición y que ha respondido con creces a las decisiones del técnico, que eligió a Saviola y Crespo como puntas titulares y dejó habitualmente en el banquillo a Tevez y Messi, que en la segunda parte tienen la misión de sacar frutos con su frescura, movilidad y habilidad del desgaste físico de sus rivales.

Otro de los aciertos de Pekerman ha sido la confianza depositada en Maxi Rodríguez, un centrocampista de sacrificio, técnica y remate que ha marcado 3 goles hasta ahora, uno de ellos, el del triunfo frente a México. La Selección Argentina da juego de manera permanente para el intercambio de ideas y muchas veces la discusión por los recursos y jugadores con que cuenta desde la mitad del campo hacia adelante. De la defensa se habla poco, porque en esa línea tiene 2 pilares que le dan seguridad y orden.

Roberto Abbondanzieri, cuestionado en Argentina pese a que ganó 14 títulos de Campeón con el Boca Juniors, es uno de los mejores porteros del Mundial y en Octavos de Final fue tan importante como Maxi Rodríguez al parar 2 balonazos de gol a Jared Borgetti.

Roberto Ayala es el dueño del área albiceleste. Seguro, expeditivo, buen organizador y veloz para cubrir a Heinze cuando éste juega al límite y queda desairado.

En la concentración argentina, y entre el canto de los pájaros, se escuchan desde fuera las risas de los jugadores, las celebraciones por las ocurrencias de Tevez, las cumbias que éste pone en el reproductor de música y alguno que otro pelotazo.

Hay ambiente de alegría. Se ríen de todo, principalmente de ellos mismos, que han llegado a las fases decisivas "en silencio", como dice habitualmente el capitán Juan Pablo Sorín, mientras a otros equipos los acompañan el ruido y las presiones.

"Estamos aquí, tan mal no lo hemos hecho y vamos a jugar contra Alemania. No se puede pedir más ¿No?", comentó el jugador del Villarreal.

[EFE][foto: EFE]

  • Más sobre:
  • Tri
Newsletter MT
Suscríbete a nuestro boletín de noticias deportivas.
No te pierdas
×