México 1-1 Australia... En la penúltima prueba, al Tri se le fue el triunfo

El Tri Sub-23 se quedó a tres minutos de la victoria ante Australia en un duelo que terminó 1-1 ante un formidable ambiente en el Estadio McAfee que hoy fue territorio mexicano.
 El Tri Sub-23 se quedó a tres minutos de la victoria ante Australia en un duelo que terminó 1-1 ante un formidable ambiente en el Estadio McAfee que hoy fue territorio mexicano.

Alberto Ramos | MEDIOTIEMPOEstadio McAfee, Oakland, California. 2 de Marzo ante una gran entrada

  • Australia empató en un saque de banda al 87’
  • La puntería sigue sin aparecer; el tanto del Tri fue un autogol

El Tri Sub-23 se quedó a tres minutos de la victoria ante Australia en un duelo que terminó 1-1 ante un formidable ambiente en el Estadio McAfee que hoy fue territorio mexicano.

El equipo nacional mostró por momentos buena frecuencia de llegada, pero sigue fallando en la definición (de hecho el tanto mexicano fue autogol) y tomando algunas malas decisiones en el último pase. Sin embargo, el Tricolor aún acusa descoordinación e incluso, en el segundo tiempo, perdió el medio campo por largos lapsos.

Esta fue la penúltima prueba del equipo mexicano antes del Preolímpico. Se probaron algunas cosas, como recargar primero el ataque en Pablo Barrera, intentar disparos de media distancia en otros lapsos, o en la segunda mitad practicar el contragolpe a velocidad. Pero aún la precisión no es la adecuada.

La prueba tuvo sus cuestiones interesantes, sobre todo cuando en la segunda mitad Australia atacó con fiereza, aunque igualmente impreciso. Por lapsos incluso el juego se tornó en un interesante ir y venir. A destacar que el gol del empate australiano cayó al 87’ en un saque de banda largo con jugada lógica, que no atinó a cortar la zaga verde.

El último juego de preparación será el próximo jueves ante Finlandia y después, el miércoles 12 arrancará el Tri su participación en el Preolímpico ante Canadá.

EL PARTIDO

México arrancó el duelo con intensidad, recargando los avances a la banda derecha con Pablo Barrera, quien prácticamente lograba desbordar en todas, pero sus centros no lograban tener precisión.

Sin que hubiera tantos remates peligrosos, México logró abrir el marcador al 18’, aunque el que empujó la pelota fue un australiano. Pese a ello, la jugada fue buena, pues luego de recargar el flujo de la pelota por derecha, la llegada de Castillo por izquierda sorprendió a la zaga amarilla. El centro del jugador lagunero fue muy bueno, pero Esqueda se quedó a milímetros de cabecear, sin embargo ante su intento, la pelota pegó en el pecho de D Apuzzo para acabar en las redes como el 1-0.

Los centros de Barrera eran rasos a primer poste y al fin al 28’, Esqueda logró anticiparse para que funcionara la jugada, pero su punterazo fue sacado por el potero  Velaphi. Ya para esas alturas, Villaluz intentaba colarse por el centro al área, sin mucha fortuna por la fortaleza de la zaga rival, pero logrando algunas buenas jugadas.

México probaba variantes y los últimos 20 minutos del primer tiempo intentó con disparos de media distancia. Lograba terminar las jugadas de esta forma, pero no encontrar el arco. De los más destacados fue un disparo de Pablo Barrera desde la esquina derecha del área grande que pasó apenas arribita del arco.

La última grande que el Tri desperdició en la primera mitad fue al 42’, cuando Villaluz entró por sorpresa a segundo poste para sacar un cabezazo, pero la voló perdiéndose un gol claro.

Para las segunda parte Australia salió a remontar con furia y valentía. Al 48’, tuvieron su primera buena llegada del duelo cuando Williams quedó con ventaja en el área pero Ayala se barrió y le tapó el disparo que acabó suave en las manos de Ochoa.

Ante el empuje del los "Soceroos", ahora el equipo mexicano probaba los contragolpes a velocidad, siendo al 54’ el primero de peligro, pero el portero cortó el centro de Villaluz antes del remate de Esqueda.

Ante estas nuevas circunstancias el ritmo del juego mejoró mucho. Australia llegó un poco más pero no terminaba la mayoría de sus jugadas, en cambio el Tri aumentó su velocidad y terminaba sus acciones, aunque sin el tino necesario para ponerle frío al duelo de una vez por todas. Al 59’, Villaluz entró al área sólo ante el portero, pero su disparo lo sacó Velaphi con un bonito lance.

En tanto, Australia con soltura buscaba al frente. No tenían precisión en el área, pero lograban mover y desnudar alguna falta de coordinación de la zaga verde. Al 62’, Williams le ganó la espalda a los centrales y entró solo al área pero Ochoa le quitó la pelota de los pies.

En el equipo mexicano Ochoa tomaba su papel de líder y acomodaba a sus hombres. "¿Qué les pasa? ¡Vamos, atentos!", gritaba el arquero mientras en la tribuna las mujeres no se cansaban de gritarle piropos y sacarle fotos aunque fuera de lejecitos.

México se dejaba llegar de más, pero también mantenía la frecuencia en sus embates. Al 70’ llegó la jugada que debió definir el encuentro. Villaluz tocó para Landín quien recortó y disparó muy potente ya cerca del área chica, pero el arquero australiano aguantó a pie firme. El rebote le cayó de nuevo a Luis Ángel que, con una gran finta se quitó al portero y parecía hacer un gran gol, pues ya tenía el arco a placer con sólo un defensa intentando defenderlo, pero estrelló su disparo en el poste.

Así se fue consumiendo el tiempo. La historia se repetía una y otra vez en un vaivén interesante, intenso aunque con muchas fallas en la definición. Hugo hizo sus cambios, probó a sus hombres pero nadie pudo darle la solución a pesar de que Omar Arellano estuvo cerca de responderle al 86’, con un buen desborde por derecha, pero su tiro centro pasó a un lado del arco y muy adelante para Landín.

Australia tuvo limitaciones en su futbol, pero mucha entrega, mucho coraje y se tomó el juego muy en serio. Así, al 87'; lograron con justicia el empate en una jugada lógica en un saque de banda que no supo anular la zaga mexicana. El cobro fue largo al área donde entre tres centrales verdes un australiano logró peinar la pelota, dejándosela en bandeja a Hearfield en el segundo poste quien definió con la contundencia que no tuvo el Tri. Esa jugada selló el 1-1 en el marcador pues, a pesar de que México se fue con todo al frente y rondó el área australiana, ya nada cambió la historia.

ARBITRAJE

Aceptable; estuvo atento a los excesos y cerca de las jugadas. En general las decisiones importantes fueron acertadas.

[mt][foto: D.Leah/MEXSPORT]

Newsletter MT
Suscríbete a nuestro boletín de noticias deportivas.
No te pierdas
×