Golea México a parlamentarios de Nueva Zelanda en 'ensayo'

Como si fuera un ensayo de lo que se espera esta noche, miembros de la comunidad mexicana golearon a un equipo del Parlamento neozelandés en un encuentro organizado por la Embajada azteca en este...
Wellington, Nueva Zelanda -
  • Ministros neozelandeses jugaron para el equipo local
  • El cuadro azteca contó con el apoyo de la Embajadora mexicana

Como si fuera un ensayo de lo que se espera esta noche, miembros de la comunidad mexicana golearon a un equipo del Parlamento neozelandés en un encuentro organizado por la Embajada azteca en este país que terminó 14-4 a favor del “visitante”.   El escenario fue una cancha de futbol “indoor” en lo que habría sido una bodega en los muelles de esta ciudad, donde por la noche este partido tendrá réplica oficial en la Vuelta del Repechaje mundialista.   Como testigo estuvo la Embajadora mexicana en este país, Leonora Rueda, mientras el equipo rival estuvo integrado por funcionarios como el Ministro de Comercio, Simon Bridges; el de Inmigración, Michael Woodhouse; el legislador David Bennet, miembro del grupo de amistad entre Nueva Zelanda y América Latina, entre otros empleados del Parlamento local.   Para dar “color”, los mexicanos dudaban en completarse minutos antes del inicio del juego programado a las 8:00 horas, cuando los locales ya contaban hasta con elementos para la banca.   Para ser fieles a la tradición, los aztecas contaron con un “naturalizado”, un argentino que hoy se decía mexicano y quien incluso llegó con la camiseta de los Pumas.   El “Tri” se armó con aproximadamente 10 jugadores, todos ellos residentes en Nueva Zelanda y quienes pronto hicieron gala de una mayor tradición futbolera.   Con ventaja desde el inicio, el marcador se fue abultando hasta que fue lo suficientemente holgado para bajar la intensidad y permitir que los neozelandeses se acercaran.   Con nervios más bien por el duelo de esta noche en el Estadio Westpac, Rueda animaba al plantel azteca, que como el rival contó con participación femenina durante algunos minutos.   En el cuadro local también destacó la presencia de Carlos Navarrete, nacido en Acapulco, Guerrero, ya ciudadano neozelandés y quien trabaja en el bar del Parlamento.   “Vine en el 2004, según yo venía por un corto tiempo, así que después nueve años y medio aquí sigo. Tengo una banda de mariachi y toco también música propia, un poquito de salsa, un poquito de todo”, explicó.   Este partido significó el inicio de los numerosos festejos programados alrededor del duelo entre las Selecciones Nacionales de ambos países, pues parte de la afición mexicana se reunirá por la tarde en una de las calles tradicionales en Wellington, “Cuba Street”, para de ahí caminar hasta el estadio.   Además, en la estación de autobuses cercana al Westpac estará Navarrete tocando música latina, mientras que los “kiwis” también calentarán gargantas al reunirse en el “Waterfront”.