Oribe, Fabián y Gio mandan en el México-EU

Aún con la resaca del título olímpico y con toda la intención de presumir el estatus que vive el futbol mexicano, los aficionados se dieron cita en el Estadio Azteca desde temprana hora con la...
Aún con la resaca del título olímpico y con toda la intención de presumir el estatus que vive el futbol mexicano, los aficionados se dieron cita en el Estadio Azteca desde temprana hora con la intención de ver a su 'otra' Selección.
 Aún con la resaca del título olímpico y con toda la intención de presumir el estatus que vive el futbol mexicano, los aficionados se dieron cita en el Estadio Azteca desde temprana hora con la intención de ver a su 'otra' Selección.  (Foto: Juan Manuel Terán)
Estadio Azteca -
  • Las playeras del Tri Olímpico fueron las más solicitadas por los aficionados
  • El "We are the Champions" no faltó en las inmediaciones del Azteca

Aún con la resaca del título olímpico y con toda la intención de presumir el estatus que vive el futbol mexicano, los aficionados se dieron cita en el Estadio Azteca desde temprana hora con la intención de ver a su "otra" Selección, pero aún con la más grande alegría que el futbol le regaló el pasado fin de semana. Pese a que ninguno de los seleccionados olímpicos fueron citados para el duelo ante Estados Unidos, la mercancía alusiva al Tri Sub-23 no faltó y menos aquella que representaba a la Medalla de Oro obtenida en Londres 2012. Hoy las playeras de "Chicharito", Memo Ochoa, Andrés Guardado y Héctor Moreno quedaron de lado y fueron los nombres de Marco Fabián, Oribe Peralta y Giovani dos Santos los que la gente buscaba para portarlos en la playera de la Selección Olímpica.

No faltaron aquellas indumentarias que tenían la leyenda de "México Campeón, Londres 2012" acompañadas de un estampado de la Medalla de Oro. Tampoco se ausentó el "We are the Champions", como si los seguidores mexicanos buscaran dejar completamente claro el mensaje sobre el rival de esta tarde.

LLEGARON EQUIPOS SIN CONTRATIEMPOS

Apenas pasaban de las cinco de la tarde cuando la comitiva de los Estados Unidos llegó a la cancha del Estadio Azteca. El cuadro de las barras y las estrellas llegó sin contratiempos al coloso de Santa Úrsula acompañado por dos autobuses más que transportaban a directivos de la US Soccer Federation y dos camionetas más con la utilería.

Por su parte, el cuadro mexicano llegó pasadas las 17:30 horas en su tradicional transporte y levantando el ánimo de los aficionados que se percataron de la presencia del representativo mexicano.

Newsletter MT
Suscríbete a nuestro boletín de noticias deportivas.
No te pierdas
×