Desembarcan más de siete mil 'ticos' en el Azteca

Como si se tratara de abandonar Costa Rica, miles de aficionados "ticos" llegaron hasta la cancha del Estadio Azteca con la intención de apoyar a su Selección en el duelo ante México, por las...
Como si se tratara de abandonar Costa Rica, miles de aficionados "ticos" llegaron hasta la cancha del Estadio Azteca con la intención de apoyar a su Selección en el duelo ante México, por las eliminatorias rumbo al Mundial de Brasil 2014.
 Como si se tratara de abandonar Costa Rica, miles de aficionados "ticos" llegaron hasta la cancha del Estadio Azteca con la intención de apoyar a su Selección en el duelo ante México, por las eliminatorias rumbo al Mundial de Brasil 2014.  (Foto: Juan Manuel Terán)
Estadio Azteca -
  • Hoteles en Calzada de Tlalpan, sus "viviendas" por un fin de semana
  • Fueron más de 25 autobuses los que llegaron hasta la explanada del estadio

Como si se tratara de abandonar Costa Rica, miles de aficionados “ticos” llegaron hasta la cancha del Estadio Azteca con la intención de apoyar a su Selección en el duelo ante México, por las eliminatorias rumbo al Mundial de Brasil 2014.

La osadía comenzó el pasado sábado cuando algunos de ellos llegaron al Distrito Federal con el boleto para el partido como lo único seguro, pues ni hotel ni transporte tenían. Lo primero fue llegar al Estadio Azteca para ubicarse y luego comenzar a buscar el lugar que durante algunos días sería su "casa" los hoteles sobre Calzada de Tlalpan les parecieron la mejor idea sin saber que la myoría de ellos son simplemente de paso.

El costo fue el último factor que los convenció para quedarse ahí. Fue este martes cerca del mediodía y después de haber tomado la faceta turística entre domingo y lunes que arribaron a uno de los centros comerciales cercanos a Coloso de Santa Úrsula para hacer la primera y quizás la única comida del día. 

Los intención de economizar provocó que una tienda de hamburguesas fuera la elección para comer, mientras algunos de ellos paseaban por las tiendas de la plaza haciendo tiempo para que llegará la hora de partir al inmueble. 

Con el ¡Pura vida!, por delante o el ¡Ticos, ticos!, las playeras rojas y las banderas eran mayoría conlos más de 25 autobuses que llegaron y que abarrotaron una parte del estacionamiento del estadio. 

De hecho, los “ticos” ingresaron al menos dos horas antes al estadio y comenzaron los cánticos y gritos a favor de su combinado llegando a ser mayoría durante algunos minutos, hasta que los aficionados tricolores comenzaron a entrar al inmueble para contrarrestar la “mayoría” que representaban los costarricenses. De inmediato el canto de “el que no brinque es tico” estremeció las tribunas del estadio, apagando el ánimo de los “ticos” que no dejaban de sorprender por el número personas que había llegado desde su país, aún cuando su Selección es víctima en el papel. EL MARIACHI PRESENTE Como en casi todos los partidos eliminatorios de la Selección Mexicana, el mariachi no se ausentó. La música de la guitarra, la trompeta y el violín acompañó a los gritos de los aficionados tricolores que buscaban los accesos para ingresar al duelo en el que la Selección Mexicana podría amarrar su pase a la siguiente ronda del camino a Brasil 2014. Los colores también se dejaron de lado. El verde, blanco y rojo reinó entre los aficionados que dejaron para mejor ocasión las playeras de sus equipos y hoy simplemente sacaron su lado mexicano para unirse entre ellos y apoyar al combinado nacional. La “Perra Brava” llegó con las tradicionales penachos que caracterizan a sus integrantes, pero en esta ocasión, le añadieron al rojo de los Diablos, el verde y el blanco para explotar en el grito de ¡México, México!.

Newsletter MT
Suscríbete a nuestro boletín de noticias deportivas.
No te pierdas
×