Emociona el reggae, decepciona el futbol

Con pocos motivos para celebrar el futbol de su plantel, el público local pagó este martes para disfrutar de un concierto antes del partido y durante el medio tiempo.
 Hasta los brasileños-americanos se hacen presentes.  (Foto: Notimex)
Estadio Nacional (Independence Park),... -
  • Afortunadamente, la afición jamaicana disfruta demasiado de la música

Con pocos motivos para celebrar el futbol de su plantel, el público local pagó esta noche como para disfrutar de un concierto antes del partido y durante el medio tiempo.

Mientras rodaba el balón, en vez de que la gente impulsará a su equipo, la afición se dormía por lo acontecido en la cancha.

Mucho más emocionado en los minutos previos con la música en los altavoces, los jamaicanos se exaltaron sobre todo al medio tiempo cuando una decena de raperos de reggae aparecieron en la pista de tartán para improvisar estrofas.

Cuando los equipos volvieron a la cancha y el partido se reanudó, la tranquilidad volvió a las tribunas.

De ello fueron testigo poquísimos mexicanos, pues en las gradas sólo destacó una bandera nacional en una de las cabeceras.

El verde, blanco y rojo destacó más por el vacío a su alrededor, ya que esas fueron las únicas zonas del estadio que no se llenaron, principalmente por lo lejos que quedaban de la cancha, pues alrededor de ésta quedaba la pista de atletismo, además de un anillo de concreto para delinear el tartán.

El marco y la solemnidad fue digna de un partido de altos vuelos para la afición jamaicana, salvo por lo acontecido con su equipo en el terreno de juego, donde antes del comienzo apareció el presidente de la CONCACAF, Jeffrey Webb, y la primera ministro de Jamaica, Portia Simpson, acompañados por el Presidente de la Federación Jamaicana de Futbol, Horace Burrell, y el Embajador mexicano, Gerardo Lozano, para saludar a ambos planteles.

Muy lejos del palco de honor, ubicado en una de las esquinas del estadio y en las primeras filas estuvo el entrenador de la Selección estadounidense, Jurgen Klinsmann, cuyo equipo enfrentará a Jamaica el próximo viernes en esta ciudad, por lo que el plantel norteamericano llegó este martes a Kingston.

Con más vocación musical que futbolera, los seguidores de los “Reggae Boyz” se decepcionaron pronto de su equipo y por ello comenzaron a abandonar el estadio desde 10 minutos antes del final de un partido que seguramente recordarán como un buen concierto.

Newsletter MT
Suscríbete a nuestro boletín de noticias deportivas.
No te pierdas
×