SummerSlam es un evento agridulce para Brock Lesnar

SummerSlam ha demostrado que Brock Lesnar no es invencible y la Bestia tiene buenos y malos recuerdos de este evento.
 Brock Lesnar buscará una nueva victoria en SummerSlam.  (Foto: WWE)
Ciudad de México -

Aunque Brock Lesnar tiene un gran dominio en WWE, no siempre ha salido con la victoria y SummerSlam se ha convertido en un evento que le ha dejado grandes victorias pero también dolorosas derrotas.
bro
El debut de Lesnar en SummerSlam 2002 fue soñado. Con menos de un año en la empresa y tras conseguir el torneo King of the Ring, tuvo una oportunidad titular en el evento más candente del verano, donde enfrentó a The Rock, consiguiendo derrotarlo y convirtiéndose en el Campeón Indiscutido, además del más joven en obtener el cetro máximo con solo 25 años de edad.

Al siguiente año, Lesnar llegó como retador al título, ya que en el camino lo había perdido. Tuvo la oportunidad de convertirse de nuevo en Campeón de WWE ante Kurt Angle. Sin embargo, el Medallista Olímpico salió con la victoria al humillar a Lesnar con una Ankle Lock.

A partir de ahí, Lesnar no volvió a presentarse en un SummerSlam por varios años, pues decidió emigrar a NJPW y posteriormente cambiar su carrera a las Artes Marciales Mixtas.

Fue hasta 2012, cuando The Beast volvió a WWE, pero en su regreso fue derrotado por John Cena; sin embargo esto no lo frenó. En SummerSlam enfrentó a Triple H y lo derrotó al romperle el brazo con una Kimura.

Tras caer en WrestleMania en la revancha con Triple H, en SummerSlam de 2013 Lesnar volvió a la victoria al vencer a CM Punk en una lucha sin descalificación.


2014 significó el inicio del dominio de la Bestia Encarnada, pues en WrestleMania XXX rompió la racha de The Undertaker y después de eso en SummerSlam masacró a John Cena en una la lucha por el Campeonato de WWE, siendo esa noche cuando nació “Suplex City”, por la cantidad impresionante de Suplex que Lesnar le propinó al Marine.


En ese momento comenzó una época de dominio de Lesnar. Hasta que en WrestleMania XXXI Seth Rollins interfirió el duelo que tenía ante Roman Reings y cobró el Maletín de Money in the Bank para proclamarse campeón. Esto comenzó una cacería contra el Arquitecto, pero éste retuvo el cetro gracias a The Undertaker, quien buscó venganza de su derrota el año anterior. Ésta llegó en SummerSlam en 2015 por las malas, ya que Lesnar hizo rendir a Taker, pero el referí no lo vio, por lo que aplicó Hell´s Gate para dejar inconsciente a la Bestia.


En 2016, la Bestia había retornado a su dominio y derrotó de forma sencilla a Randy Orton, a quien incluso le ocasionó una herida en la cabeza con un codazo.


Un año después SummerSlam de 2017 vio a Lesnar superar uno de los duelos más difíciles en su carrera, pues venció a Roman Regins, Braun Strowman y Samoa Joe, con lo que retuvo el Campeonato Universal.

Para 2018, Brock Lesnar llegará como Campeón Universal después de más de un año de tener el cetro en su poder. Y enfrentará de nueva cuenta a Roman Reigns, quien se ha convertido en una piedra en su zapato. Reings no ha podido levantarse con la victoria sobre Lesnar y si en SummerSlam no puede vencerlo, posiblemente tendrá que ir al final de la fila para conseguir otra oportunidad.

Por su parte, La Bestia llegará motivada, ya que nadie ha podido arrancarle el cetro en más de 500 días como monarca y buscará que los número en SummerSlam le favorezcan.

Newsletter MT
Suscríbete a nuestro boletín de noticias deportivas.
No te pierdas
×