Santana es el sello de garantía de los Mellizos

Francisco Liriano no estará disponible hasta el año próximo, Brad Radke se jubiló y Carlos Silva es una incógnita.
 Francisco Liriano no estará disponible hasta el año próximo, Brad Radke se jubiló y Carlos Silva es una incógnita.

MEDIOTIEMPO | Agencias15 de Marzo de 2007

  • Jugará con Dennys Reyes

Francisco Liriano no estará disponible hasta el año próximo, Brad Radke se jubiló y Carlos Silva es una incógnita.

Pero en Minnesota nadie se deja llevar por el pánico. Porque hacerlo cuando se tiene a Johan Santana como baluarte de su rotación, un pitcher galardonado con dos de los tres últimos premios Cy Young.

Hoy por hoy, el venezolano es la máxima garantía que puede ofrecer un pitcher en las mayores, y es mejor que los Mellizos le expriman todo el jugo que se pueda.

Su contrato vence tras la temporada del 2008 y en una época de salarios exhorbitantes es casi imposible pensar que un club con recursos limitados como Minnesota podrá retenerlo.

Después de todo, en su misma división, los Reales de Kansas City se gastaron 55 millones de dólares por Gil Meche, un tirador del montón. ¿Se imagina lo que Santana pedirá cuando le toque su próximo turno?

Santana devengará 13 millones este año y 13,25 el próximo, precios considerados como de baratija.

Su hoja de servicios del 2006 muestra a un pitcher intratable, uno que lideró las mayores en victorias (19), ostentó la mejor efectividad de la Liga Americana (2.77), además de encabezar las estadísticas de ponches (245) e innings lanzados (233 y dos tercios).

El venezolano sabe que ahora más nunca recaerá el peso de sacar adelante a los actuales campeones de la Central de la Liga Americana."Durante los últimos cuatro años me ha tocado cargar con mucha responsabilidad y eso no me incomoda. Estoy acostumbrado. Esa es mi función", dijo.

Aparte de Santana, la rotación de los Mellizos tendrá al también venezolano Carlos Silva y al dominicano Ramón Ortiz como los otros veteranos. Boof Bonser, Matt Garza, Glen Perkins y Scott Baker conforman el grupo de jóvenes que pugna por las otras plazas.

Además, resurge el arubeño Sidney Ponson, jugándose quizás una última oportunidad para superar los problemas personales que han truncado el curso de su carrera.

Los Mellizos cifran sus esperanzas de repetir como campeones de división en que Silva y Ortiz vuelvan por sus fueros.

Tras impresionar en las dos campañas previas, Silva retrocedió al acumular récord de 11-15 y 5.94 de efectividad en el 2006, e inclusive fue relegado brevemente al bullpen tras un mes de abril en el que perdió cuatro partidos.

Ortiz se anotó 15 victorias con los Angelinos en el 2002, cuando la novena de California se adjudicó la Serie Mundial, pero desde entonces entró en declive: 25-34 en las últimas tres temporadas con Cincinnati y Washington.

Pero los Mellizos cuentan con un cuerpo de relevista excepcional, que este año se verá más exigido que nunca ante la incertidumbre que impera en la rotación.

Joe Nathan, el taponero de cabecera, redondeó marca de 7-0 y se acreditó 36 rescates en 38 oportunidades. El venezolano Juan Rincón y el mexicano Dennys Reyes forman parte de un bullpen que tuvo un promedio acumulado de 2.53 en efectividad.

Ante un panorama de dudas en el pitcheo, los bates del equipo deberán redoblar sus aportes y ello no parece que será mayor problema.

La alineación está cargada de dinamita del lado zurdo, con Joe Mauer (campeón de bateo) y Justin Morneau (el jugador más valioso de la liga) como puntas de lanza.

El despliegue ofensivo fue vital en la remontada de los Mellizos, que vinieron de atrás al quedar 12 juegos abajo para ganar la división en el último día de la campaña regular. Fue el cuarto banderín divisional en cinco años.

Morneau, el inicialista, fue el villano que le impidió a Derek Jeter obtener el premio al más valioso de la Americana al batear para .321, con 34 jonrones y 130 impulsadas.

Mauer, con su promedio de .347, se convirtió en el primer receptor en ganar el título de bateo en la Americana.

Todo quedó igual en la alineación, sobresaliendo el jardinero central Torii Hunter (.278, 31, 98), laureado con seis Guantes de Oro, y su colega en el derecho Michael Cuddyer (.284, 24, 109).

La cuota de velocidad en las bases estará a cargo del intermedista dominicano Luis Castillo (.296 y 25 robos) y el antesalista Nick Punto (.290 y 17 robos), los dos primeros en el orden ofensivo.

Jason Bartlett se consolidó como torpedero al ascender de las menores y bateó para .309 en 99 juegos.

Mermado por molestias en el hombro, Rondell White apenas conectó para .136 en el primer mes, pero resurgió con un .351 en septiembre y octubre, ganándose el puesto de jardinero izquierdo.

Los Mellizos no pierden la fe en Jason Kubel (.241, 8, 26), cuyas dolencias en la rodilla no le permitieron rendir al máximo. Su promesa sigue intacta, un bateador con potencial para disparar más de 30 jonrones.

[AP][Foto:AP]

Newsletter MT
Suscríbete a nuestro boletín de noticias deportivas.
No te pierdas
×