Cachorros esperan asegurar su boleto a Playoffs de visitantes

Lou Piniella echó mano de sus conocimientos de décadas en el béisbol cuando los Cachorros de Chicago batallaron durante los dos primeros meses de la Temporada. Observaba detenidamente, tomaba...
Lou Piniella echó mano de sus conocimientos de décadas en el béisbol cuando los Cachorros de Chicago batallaron durante los dos primeros meses de la Temporada. Observaba detenidamente, tomaba notas mentales y entonces comenzó a hacer cambios.
 Lou Piniella echó mano de sus conocimientos de décadas en el béisbol cuando los Cachorros de Chicago batallaron durante los dos primeros meses de la Temporada. Observaba detenidamente, tomaba notas mentales y entonces comenzó a hacer cambios.

MEDIOTIEMPO | Agencias24 de Septiembre de 2007

  • Piniella echó mano de sus conocimientos de décadas

Lou Piniella echó mano de sus conocimientos de décadas en el béisbol cuando los Cachorros de Chicago batallaron durante los dos primeros meses de la Temporada. Observaba detenidamente, tomaba notas mentales y entonces comenzó a hacer cambios.

Finalmente utilizó un poco la teatralidad para literalmente hacer arrancar a su equipo.

Resulta que la protesta en la que pateó el polvo contra el umpire Mark Wegner el 2 de Junio fue justamente lo que necesitaban los Cachorros. El que fuera premeditado o no, o si se trataba del viejo Lou resucitado en otro más suave aún está por verse.

"Sólo ha evolucionado. No creo que haya ocurrido aquí un eje de cambio. Teníamos que hacer algunas cosas para que nosotros mejoráramos y dejar que los chicos jueguen", indicó Piniella.

"Si las cosas no están funcionando -y no funcionaban a principios del año- uno intenta diferentes cosas para impulsar al equipo", agregó.

Los Cachorros cayeron nueve juegos por debajo de los .500 de porcentaje el día después de que Piniella fue expulsado, pero desde el 3 de Junio tienen foja de 61-42. Ahora, a tres y medio meses de distancia, Chicago está a punto de ganar el gallardete de la División Central de la Liga Nacional.

Su número mágico es de cuatro al comenzar la última semana de la Temporada regular con una serie de tres partidos de visitantes ante los Marlins de la Florida y otra igual ante los Rojos de Cincinnati a partir del martes.

Los Cachorros tienen una cómoda ventaja en el liderato, pero lo malo es que el equipo tiene un largo historial de derrumbes decepcionantes, como en 1969, cuando tenían ventaja de 9 1/2 juegos a mediados de Agosto sólo para que los Mets terminaran superándolos.

Hace tres años, tenían ventaja en la carrera por el boleto Comodín por 1 1/2 juegos con nueve partidos por jugarse antes de derrumbarse en la última semana, al perder tres de cuatro partidos de locales ante los Rojos de Cincinnati y quedar fuera de los Playoffs.

Hace cuatro temporadas, en la primera campaña de Dusty Baker como piloto del equipo, los Cachorros aventajaban 3-2 a los Marlins en la Serie de Campeonato de la Liga Nacional, y con ventaja de 3-0 en la octava entrada en el sexto partido, estaban a sólo cinco outs de la Serie Mundial.

Sin embargo, los Marlins remontaron al anotar ocho carreras luego que un aficionado interfirió en un batazo de foul y terminaron ganando el sexto y séptimo partidos.

Por ello, nada está seguro aún, aunque ese pasado podría no tener mucho significado ahora que la nómina del equipo fue renovada y con una inversión de 300 millones de dólares en la nómina.

Los Cachorros tenían desventaja de 8 1/2 partidos ante Milwaukee en esta temporada el 23 de Junio, pero han logrado alcanzarlos y superarlos.

"Nada está seguro aún", señaló el antesalista Mark DeRosa, una de las adquisiciones clave de este receso de la campaña. "Tengo mucho respeto por Milwaukee, han jugado bien todo el año y no se van a rendir así de fácil", agregó.

[AP][foto: AP]

Newsletter MT
Suscríbete a nuestro boletín de noticias deportivas.
No te pierdas
×