Libro de Joe Torre exhibe su amargura contra Yanquis

Joe Torre dibuja un retrato muy vivo sobre la declinación y el derrumbe de los Yanquis de Nueva York en su nuevo libro, donde revela un lado irritado que rara vez mostró en sus 12 años como piloto...
Joe Torre dibuja un retrato muy vivo sobre la declinación y el derrumbe de los Yanquis de Nueva York en su nuevo libro, donde revela un lado irritado que rara vez mostró en sus 12 años como piloto de los Bombarderos del Bronx.
 Joe Torre dibuja un retrato muy vivo sobre la declinación y el derrumbe de los Yanquis de Nueva York en su nuevo libro, donde revela un lado irritado que rara vez mostró en sus 12 años como piloto de los Bombarderos del Bronx.

MEDIOTIEMPO | Agencias28 de Enero de 2008

  • Pasó de ser Joe el Despistado a Joe el Campeón. Ahora es Joe el Amargado
  • A-Rod es destacado no como el pelotero más importante del béisbol sino como el mayor narcisista

Joe Torre dibuja un retrato muy vivo sobre la declinación y el derrumbe de los Yanquis de Nueva York en su nuevo libro, donde revela un lado irritado que rara vez mostró en sus 12 años como piloto de los Bombarderos del Bronx.

"A uno le gusta pensar que si uno trabaja para alguien durante un cierto período de tiempo habrá alguna ocasión en que te ganes de alguna manera su confianza. Pero yo nunca la obtuve, incluso cuando ganábamos nunca la tuve, y eso me molestó", señaló Torre sobre su ex equipo.

Por muchas razones, Torre guardó silencio y soportó con estoicismo en la caseta de los Yanquis, reaccionando con calma a los acontecimientos en el diamante y fuera de él. Siempre fue esa figura genial parecida a la de un abuelo, siempre dispuesto a soportar los insultos de los medios de prensa de Nueva York para proteger a sus peloteros.

Ahora está compartiendo sus pensamientos, algunos de ellos furibundos.

"A muchos de esos peloteros les preocupaba más cómo se veían en vez de ensuciarse y hacer el trabajo", dijo Torre sobre el equipo que condujo en el 2002 en su libro titulado "The Yankee Years", que escribió de manera conjunta con el periodista de la revista Sports Illustrated, Tom Verducci.

En el libro, Torre revela que Rodríguez era apodado "A-Fraud" (A-Fraude) por sus compañeros y que el astro del bateo estaba obsesionado con el paracorto Derek Jeter.

"Cuando se trataba de una situación clave, él no lograba meterse a hacer el trabajo sino de cómo se veía en el campo", dijo Torre.

A-Rod es destacado no como el pelotero más importante del béisbol sino como el mayor narcisista, que necesita de la ovación constante, de la aprobación a su labor y de la adoración del público.

"Necesita todas esas estadísticas, necesita todas las marcas imaginables y le gusta que la gente haga un gran alboroto al respecto", indicó Torre.

El piloto, quien entrenó a los Yanquis de 1996 al 2007, antes de ser contratado por los Dodgers de Los Angeles la temporada pasada, dice también que se sintió traicionado por Brian Cashman, gerente general de Nueva York.

Torre también detalló cómo se deterioró su relación con Cashman en el 2007, cuando Torre quería que el equipo recontratara al puertorriqueño Bernie Williams y Cashman trajo en su lugar a Doug Mientkiewicz y a Josh Phelps, ambos fracasos rotundos.

"Mi opinión fue totalmente ignorada", dijo Torre.

Después de que Cashman consolidó el control de las operaciones de béisbol bajo su mando, Torre lo enfrentó durante la pretemporada del 20067. Torre no estaba contento con la contratación basada en las estadísticas.

"Cash, has cambiado. Nunca hay que olvidar que hay sentimientos en este deporte", dijo Torre posteriormente en esa misma temporada.

Torre asegura que Cashman guardó silencio en la última reunión que terminó con su salida del equipo, una señal de que su principal aliado en la dirigencia ya no lo apoyaba.

Torre cree que el presidente del equipo Randy Levine tenía una pendencia pendiente con él desde que el piloto le ordenó que se "callara" durante una conferencia del prensa para hablar sobre David Wells en el 2003.

"Descubrí que Randy intentó a partir de entonces deshacerse de mí", agregó.

Torre tenía una relación ambivalente con los dueños de los Yanquis, entre ellos George Steinbrenner, con quien peleó mucho pero le apenó que declinara su fortaleza y su estado de salud.

El libro, coescrito con Tom Verducci, de la revista Sports Illustrated, será presentado el 3 de febrero por la editorial Doubleday. No se trata de una narración en primera persona, sino de un relato en tercera persona por parte de Verducci, con base en decenas de entrevistas con jugadores y empleados de los Yanquis.

En el libro, Torre dice también que Steinbrenner se enteró de que tenía cáncer de próstata, durante los entrenamientos de primavera de 1999, antes de que Torre se lo informara.

Torre llevó a los Yanquis a la postemporada durante sus 12 años como piloto y ganó cuatro Series Mundiales, de 1996 al 2000. Sin embargo, se le ofreció solamente un contrato por un año, con menos salario, luego de la temporada del 2007, luego de que Nueva York fue eliminado de la primera ronda de playoffs por tercera ocasión consecutiva.

Torre rechazó el ofrecimiento, diciendo que se sentía insultado por la oferta de bonos sobre la base de su desempeño en la postemporada. Pronto logró un contrato de tres años con los Dodgers que lo llevó a la serie de campeonato de la Liga Nacional del año pasado, antes de ser eliminados por los Filis de Filadelfia, que terminaron ganando la Serie Mundial.

[AP][foto: AP][r/geca]

No te pierdas