Clemens y su laberinto

PARTE ALTA

PARTE ALTAA nadie le queda claro cuál es el objetivo de Roger Clemens porque al parcer se metió en algo como arenas movedizas al tratar de "limpiar su nombre" por aquello de que no se vaya a quedar sin el respectivo nicho de Cooperstown.

Si el "cohete de Ohio" verdaderamente no consumió lo que incluso varios colegas dicen que es evidente, su afán por desafanarse de esas sustancias prohibidas se ha visto, por lo menos, desmedido.

Eso de citar a una conferencia de prensa y verse incómodo por las preguntas -ahí sí- atinadas de la prensa especializada, es una muestra de que al otrora estelar serpentinero se le está yendo como agua entre las manos la posibilidad de sacar del ideario popular esa mancha a su perfil, la cual puede quedar más indeleble que la del dedo gordo en día de sufragio.

Lo peor es que ya no hay mucho qué recomendarle a Clemens, porque su actitud no ha sido ni siquiera de protagonismo. Más bien el diestro lanzador, ahora Asesor para la Gerencia de Astros, se está viendo desesperado en algo que parece ya un vendaval. Tan sencillo que hubiera sido aplicar la de Andy Pettitte, aceptando que sólo fue una probadita... y que todo supo a fuchi.

El desenlace, amigos beisboleros, no se ve nada promisorio para este muy famoso personaje del mundo de los diamantes. ¿Es cosa de que dé marcha atrás un cohete? Quizá sea demasiado tarde...

PARTE BAJAEl famoso "Ganso" Gossage es, al igual que Rolly Fingers, de esos peloteros que los recuerdas por el mostacho, tirando desenfadadamente estampa durante su paso por la Gran Carpa. Bueno, pues se llegó ahora sí la elección de este peculiar relevista -quinto de su tipo en ser inducido al Salón de la Fama en Cooperstown, NY- con un 81% que se ve merecido, pero que también deja un poco de sinsabor al ser el único elegido para la “Generación 2008”.

Es interesante el dato de que "el Ganso" ha de ingresar con quienes estuvieron en su carrera: como dueños del equipo donde jugó: Walter O';Malley y Barney Dreyfuss; con Dick Williams como manager que lo dirigió.

No dejaremos de lado que algunos aficionados en foros gabachos han mostrado su molestia por lo que consideran la llegada de un pelotero mediocre (otro más) al Salón de la Fama. Lo cierto es que esta entrega de Súper Béis puede ser buena referencia de lo diferente que es el camino a la inmortalidad entre el que manejó su imagen entre la prensa (Gossage) y el que se puede ubicar como un dispendio de lo que bien se hizo (Clemens), aún con sus SIETE trofeos de Cy Young adornando la cálida sala hogareña. ¿Cabildeo es la clave?, por lo que se ve, al menos se vale en esa guerrita.

EPISODIOS EXTRAOk, por esta ocasión meteremos un tema de otras disciplinas, el cual, desafortunadamente incide en el béisbol. Partiendo de sus totalmente destructivas declaraciones, ¿alguien sabe si Ana Gabriela Guevara ha hecho algo productivo por sí sola?, porque ¡Cuánto daño hace esta sonorense con su boquita!

Parece que tiene intenciones de que todo mejore, pero no propone ni soluciones, ni propone personas para algún cargo, no, nada, sólo en ese complejo de superioridad -a veces común en algunos norteños- se suelta pidiendo castigos y, según ella, revelando cosas escabrosotas.

Pero lo de la nota de hoy en La Jornada de plano raya en el mal gusto: eso de sugerirle al titular de la CONADE, Carlos Hermosillo, "que lo patrocine alguna fábrica de blanquillos" es ya una corrientada que da pie para que alguien que la quiera aunque sea un poquito le diga: "Anita, por Dios, no te diré chachalaca, ni ¿porqué no te callas?, pero yá bájale y mejor entrena o pule tu imagen ante los medios".

Ha sido duro este inicio de año para las luminarias femeninas con aquello de que a Lorena Ochoa le dicen de cosas por el anuncio (horroroso e insensible) del "apoyo al campo", además de que a Iridia Salazar la vemos fuera de los Juegos Olímpicos de Pekín, aunque sea modelo (dicen).

Lo que está logrando Ana Gabriela Guevara es, además de hacer notar su frustración personal/empresarial, es demostrar que la grilla en el deporte es más complicada que en la mismísima política y que eso impide que se hagan cosas que se pudieran alcanzar sin esas veleidades. Será que eso de "mente sana en cuerpo sano" da para alguna clarividencia, pero esto de Ana es de plano insostenible.

Qué pena.

Lo peor es que esto afecta al béisbol, porque, mientras pone la "velocista" que ya no gana nada al titular de la CONADE en el ojo del huracán, en la CODEME y FeMeBe tenemos al mismo Presidente, un personaje que para este 2008 promete seguir haciendo las mismas de siempre.

¡Coma frutas y béisbol!

Nos escuchamos los lunes a las 10:30 de la noche en 830 de Amplitud Modulada y POR INTERNET (link activo: http://www.gruporadiocapital.com.mx/streaming/pub_streaming.cfm) sólo en... ¡Súper Béis!

Opina de esta columna aquí.

Newsletter MT
Suscríbete a nuestro boletín de noticias deportivas.
No te pierdas