Construyendo historia

En ninguna Liga de deporte profesional la Selección de talento juvenil es tan importante como en la NFL, es una guerra entre las 32 franquicias, llena de estrategia e inteligencia para evaluar...

En ninguna Liga de deporte profesional la selección de talento juvenil es tan importante como en la NFL, es una guerra entre las 32 franquicias, llena de estrategia e inteligencia para evaluar a los mejores talentos que emergen de las distintas Universidades de los Estados Unidos de América; un buen Draft puede ser la diferencia entre mantenerse como uno de los mejores equipos durante varios años o lo contrario, ser una franquicia del sótano de la Liga.

El ejemplo perfecto es el coach Bill Belichick, desde que llegó a los New England Patriots transformó a la franquicia, la convirtió en ganadora y poco a poco se ha metido entre los históricos de la NFL; su mayor acierto haber seleccionado a Tom Brady en la posición 199 del Draft del año 2000, además toda la década pasada sus equipos estaban llenos de talento sacado de las selecciones colegiales y como este hay cientos de ejemplos.

El trabajo que hay detrás de cada “War Room” es inconmensurable, buscadores de talento, visitas a jugadores que muestran sus habilidades, el combinado, evaluadores y mucho mucho más.

Aún así, existen márgenes de error grandes, como olvidar al gran QB prospecto Jamarcus Russell, selección número uno por los Raiders del 2007 y ahora ni siquiera tiene cabida en la Liga, con trabajos esta fuera de la cárcel.

Los expertos suelen decir que evaluar un Draft antes de 5 años es un error, en general estoy de acuerdo, sin embargo, individualmente en solo uno o dos años uno se puede dar cuenta si el quipo acertó o falló.

El año pasado había mucha polémica sobre que debían hacer los Carolina Panthers con la primera selección colegial, Cam Newton tenía muchos pros y contras, sólo un año después sabemos que acertaron.

El próximo jueves comenzará a plasmarse en el Draft, lo que se va a construir durante los siguientes años dentro de los equipos, es ahí donde los errores suelen ser muy costosos y la mayoría de las veces no hay marcha atrás.

Miami no pueden cometer otro error, se tambalean como un edificio viejo ante un temblor, sus seguidores lo único que quieren es huir, no hay más oportunidades para algunos como ellos, acertar o morir.

HISTORIA PERFECTA

Philip Humber lanzó el sábado pasado el vigésimo primer juego perfecto en la historia de las Ligas Mayores, el lanzador de los White Sox tuvo una tarde del sábado muy tranquila sobre la loma.

Apenas en la novena entrada uno de sus oponentes llegó a la cuenta máxima, no hubo una jugada en particular que se recuerde como las que suelen salvar el ‘perfecto’, de hecho sólo su último lanzamiento puso en peligro la hazaña pero en esta ocasión el Umpire inclino la balanza a su favor y llego el Out 27, preferible haber sido así y no lo que pasó con la polémica marcación del umpire Jim Joyce, para quitarle la ‘joyita’ de pitcheo a Armando Galarraga en junio del 2010.

Esta historia sólo se ha visto 21 veces en la historia de la MLB, tercera en la existencia de los White Sox que además suman 18 juegos sin hit; increíblemente hay todavía tres equipos de las Grandes Ligas que no figuran en esa lista, uno de ellos los Mets, de donde salió Humber y fue canjeado por el venezolano Johan Santana, dinero y otros peloteros, que darían los Mets por haber visto el potencial en ese muchacho para ayudarles a salir de esa lista negativa.

MÁS HISTORIA

La que se escribió el fin de semana en el Fenway Park, ¡100 AÑOS!, una catedral, un símbolo, donde desfilaron todas las leyendas del pasado, qué gran fiesta, cuántos recuerdos se vienen a la mente, empero, los New York Yankees se encargaron que la fiesta no fuera del todo placentera, una paliza el viernes y una voltereta espectacular el sábado quebraron una racha de 25 años donde los Mulos no remontaban una desventaja de nueve carreras y lo hicieron de manera grosera antes sus acérrimos rivales.

Semana a semana el deporte escribe en sus libros historias nuevas que lo hacen tan grande y tan hermoso, hay semanas que permanecen calmados y otras que viviremos más adelante se convertirán en recuerdos inolvidables para nosotros y para las próximas generaciones ¿Cuál será la próxima?

Newsletter MT
Suscríbete a nuestro boletín de noticias deportivas.
No te pierdas