La Ventaja Injusta

La batalla por posiciones en el Campeonato Mundial de Constructores es tan fragorosa tanto en la parte positiva, como en la parte negativa de la parrilla.

La batalla por posiciones en el Campeonato Mundial de Constructores es tan fragorosa tanto en la parte positiva, como en la parte negativa de la parrilla. La razón es muy simple, dinero. No obstante que hay equipos que  aparecen sin puntos, una posición final en el campeonato, más arriba o más abajo, puede representar millones de dólares. De ahí la importancia que le da a ese lugar la Lotus de Kovalainen y Trulli y por supuesto, el resultado es de mayor relevancia para los equipos que suman puntos como Williams, Sauber, Force India y Toro Rosso. Este último ha tenido grandes avances en los últimos Grandes Premios y hay quien empieza a especular que la hermana mayor ya está ayudando a la menor con favores que parecen no esta permitidos por el reglamento. Jaime Alguersuari y Sebastian Buemi parecen haber encontrado desde Japón la forma con la que había iniciado el equipo en Australia, una forma que fueron perdiendo mientras avanzaba la temporada. En el Gran Premio de India, ambos calificaron dentro de los diez primeros y el catalán hizo una gran carrera para terminar nuevamente dentro de los puntos. Dado que nada pasa desapercibido en la Máxima Categoría, se puede ver que en las últimas cinco carreras, Toro Rosso se han embolsado 29 puntos mientras que sus rivales más fuertes, Sauber y Force India, han sumado 6 y 19 respectivamente. Sauber ha sido el gran perdedor, porque no solamente ha caído ante Force India que ahora le aventaja por 10 puntos, sino que ahora se ve fuertemente amenazado por Toro Rosso, que le ha empatado con 41. Un análisis del rendimiento de Toro Rosso en calificación, muestra que la diferencia con Vettel en Singapur era de 4 segundos o el equivalente al 4.1% del tiempo de la vuelta. Para Japón, donde probaron sus nuevos escapes “soplados”, esta fue del 3.1%, para Corea, cayó al 2.4% y en India fue de 2%. Hecho evidenciado por la forma en que Jaime Alguersuari se escapó de Adrian Sutil en la parte media de la carrera. Por supuesto, la pregunta generalizada es como le hicieron y la respuesta es que han utilizado nuevas partes aerodinámicas como alerones y bajo piso; pero especialmente sacando el mayor jugo posible al difusor por medio de este sistema de escapes soplados. Hace un tiempo, Toro Rosso simplemente utilizaba los mismos chasis que Red Bull, pero esto ya fue prohibido y ahora, se vuelve a discutir cual es el grado de colaboración que puede existir entre los equipos. Sin embargo, es imposible reglamentar el intercambio de ideas y los equipos rivales sospechan que no solamente ha habido un intercambio de estas, sino asesoramiento sobre áreas claves respecto al desarrollo del sistema de los escapes soplados y esto ha sido un verdadero atajo para dejarlo a punto. Mientras, equipos poderosos sufren con esto y nos hace recordar lo que pasó con Brawn GP, pero este equipo no compartió su tecnología con ningún otro. Así que mientras no se rompe con ninguna regla, la realidad es que Toro Rosso ha obtenido una gran ventaja y como decía líneas arriba, la respuesta está en el dinero, porque la diferencia entre el 8º lugar que ahora detenta el equipo y el 6º lugar que Force India ya le arrebató a Sauber y que está en la mira de Toro Rosso, es de alrededor de 10 millones de euros. Pero también se habla de que el dueño del equipo, Dietrich Mateschitz, ha dejado entrever que probablemente venda una parte de Toro Rosso al mejor postor y entre estos podría estar los actuales patrocinadores asociados del equipo como IPIC, compañía de inversiones cuya base está en Abu Dhabi o la compañía petrolera española CEPSA y el banco Falcon. Un equipo que cada vez es más competitivo, se vuelve atractivo para los inversionistas. Así que cualquiera que sea el objetivo, esta ha sido una buena manera de explotar los agujeros en el reglamento, pero seguramente pronto habrá modificaciones al respecto para crear un ámbito más competitivo y evitar que otros equipos compartan información, como McLaren y Force India, o el mismo Red Bull con el Team Lotus. Los mayores beneficiados serán los equipos pequeños, que podrán integrarse a la batalla por lo que dejan los equipos más poderosos que siempre pelean la punta. Pero este es un mundo tremendamente competitivo y siempre habrá maneras de encontrar los espacios, que aunque se camine sobre el filo de la navaja, ofrezcan la posibilidad de obtener la famosa ventaja injusta.

Newsletter MT
Suscríbete a nuestro boletín de noticias deportivas.
No te pierdas