El León Metalero en la WWE... Parte II

Continuamos presentándote la historia de uno de los luchadores más queridos en la WWE, Chris Jericho, el cual ha mezclado su pasión por la lucha libre con la música, comenzando una carrera con...
 Continuamos presentándote la historia de uno de los luchadores más queridos en la WWE, Chris Jericho, el cual ha mezclado su pasión por la lucha libre con la música, comenzando una carrera con tropiezos pero que ha tenido muchos éxitos.
  • Su primer combate fue en 1990
  • Con 21 años llegó a México

Continuamos presentándote la historia de uno de los luchadores más queridos en la WWE, Chris Jericho, el cual ha mezclado su pasión por la lucha libre con la música, comenzando una carrera con tropiezos pero que ha tenido muchos éxitos. El día de su debut se acercaba y su nombre de batalla aguardaba “entonces me acordé de un nombre que me había coqueteado, de cuando estaba tratando de ir por el camino cristiano ... Jericó. Había un personaje de cómic llamado Jericó, y un gran disco de la banda alemana de metal, Helloween llamada The Walls of Jericho "y pensé que sonaba bien. Sentí que podría tener algo con el nombre de Chris Jericho” la campana repicó en una fecha: 2 de Octubre de 1990, la primer lucha que Chris Jericho disputó fue ante: Lance Storm. Para la Canadian Wrestling conection en Ponoka, Alberta, ganando 30 dólares por esa lucha que terminó en empate. Jericho luchaba, perdía, ganaba,y aprendía las reglas no escritas de la lucha, conoce a Mike Lozanski e inclusive tuvo un paso fugaz como un comediante de club nocturno, Chris ingresó a la Calgary's Canadian National Wrestling Alliance (CNWA), y en su primer lucha ahí, empató ante Como, lo verdaderamente importante fué que dicho enfrentamiento fue transmitido en televisión y de ésta forma Chris Jericho comenzaría un romance casi eterno con las cámaras, aprendiendo los secretos de promos y entrevistas, el tiempo de tv de CNWA terminaría y Jericho se enfilaría en el primer gran viaje de su carrera, California. Ahí tuvo un desafortunado primer encuentro con la lucha mexicana, Jericho menciona “había un luchador mexicano llamado el ‘Gran Goliat’, que debe haber tenido sesenta años, parecía que tenía setenta y luchaba como tuviera ochenta”, donde cabe señalar, Jericho resultaría con una fractura en la mano debido a problemas con el ring, regresaría a Calgary con muchas cosas en que pensar. Chris se presentaría en Winnipeg cómo el hijo pródigo y después en un bar “de mala muerte”, trabajaría como guardia de seguridad y también como barman, escuchaba con singular gusto a Kiss tanto que bautizó algunas bebidas con sus nombres. Jericho viajaría de nuevo a California para trabajar en Bay Aerea Wrestling sin mucho realmente que destacar, de nuevo en Calgary formaría una banda llamada Blackstone donde editaría un demo llamado “My Brain Hurts” (Mi cerebro lastima), vendiendo 5 (sí 5) copias de su disco armado artesanalmente. Chris no se desanimaría y continuaba con sus sueños de rock y lucha libre, después de un pleito más callejero/cómico que luchístico, le llega una oportundiad de oro, y recorriendo algunos metros bajo tierra y pasando saliva con preocupación incluída, después de qué “Parecía que estaba en la película de Masacre en Texas”, Jericho entrenaría en el calabozo de Stu Hart. Capacitado en primera estancia por el japonés Hito, Jericho descubriría llaves de lucha que aún no imaginaba, gritos de auténtico dolor se colgarían de varios meses en su vida llegaría Mike Lozanski quién lo invitaría para trabajar con él en México. Con 21 años cumplidos Chris Jericho llegó a la ciudad de Monterrey, el promotor Carlos Elizondo lo enfundó en un par de mallas ultra apretadas y casi lo hace utilizar el nombre de ”He-Man”, inclusive a travéz de una votación televisiva en el programa ¡Lucha esta noche!, se decidiría si Jericho usaría “He- Man” “Corazón de Oro” o “Chris Power”, Jericho opinaría “Aun pensaba que yo era una bestia sexy, pero este episodio de Lucha Esta Noche! Ha sido probablemente el peor programa de televisión de todos los tiempos en la televisión mexicana “. Pero de nueva cuenta el destino metería su cuchara, el nombre que fue electo para Chris Irvine fue: León de Oro, Jericho no ocultó su alegría con ésta desición “Mi corazón me saltó y un coro de esqueletos cantaban y bailaban dentro de mi cabeza con cantos satánicos cuando el conductor revelo mi nuevo nombre, Leon de Oro” cómo dato adicional la votación quedó así: León D´oro: 412 votos, He-Man: 410 votos y Chris Power:52 votos, Chris se uniría a Mike “El Tigre Canadiense” para ser los gatos salvajes, sin embargo no fue para nada sencillo adaptarse al estilo de lucha mexicano. El León de Oro tuvo su primer encuentro ante “Ranger” “después de haber trabajado exclusivamente en Norteamérica, encontré este estilo de lucha muy extraño, como si fuera la materia: trigonometría luchística. Había una gran cantidad de maromas y saltos en el cuadrilátero, en contraste con los movimientos de poder para los cuales yo había sido entrenado”, inclusive no tuvo reparo en pensar “ellos estaban trabajando muy ligero unos con otros, por lo que todo lo que ellos hacían se veía - me atrevo a decir-… muy falso”. León de Oro luchó ante Mil Máscaras aunque dicho enfrentamiento no fue de su agrado por la posición de Máscaras de ser “la súper figura”, el León se volvió un fenómeno de popularidad y era requerido hasta para dar discursos de Ecología, luchaba en diversas arenas algunas en donde “los fanáticos se agarraban de la malla y la jaloneaban como perros rabiosos. Era como un video musical de Scorpions”, el León de Oro entraría al quite en una función donde la entonces mega estrella Vampiro Canadiense no podía luchar por encontrarse lesionado, está enfrentamiento sería ante Black Magic por un campeonato, el León perdería pero agradeció enormemente a Black Magic qué “Me diera mi primera gran lucha en México”. El León sería contactado de alguna manera para llegar a la Empresa Mexicana de Lucha Libre (hoy CMLL) donde adoptó el nombre de : Corazón de León, el hermano de Eddie, Héctor Guerrero fue el encargado de “cuidar” al León en sus primeros meses en la capital, su lucha debut en el ahora CMLL, fue en la Arena Coliseo ante el Felino, días después Corazón de Léon aparecería en periódicos deportivos y revistas de lucha libre, convirtiéndose en una gran estrella, Chris lucharía hasta 10 veces por semana y mientras trataba de aprender español y pronunciar su nombre en éste idioma “Hasta que me rendí y empecé a llamarme a mí mismo José Sánchez “. La carrera en México de Corazón de León fue marcada por muchos factores pero en especial “a la misma vez, estaba aprendiendo el arte de la lucha libre, y el hombre del que mas aprendí fue el Negro Casas. El Negro era como el Ric Flair mexicano, uno de los mejores luchadores en la historia de México”, además de la admiración de Jericho por el Negro, aplaude también el desempeño de Dr Wagner Jr., Silver king, el Dandy y Emilio Charles Jr. y el Texano (QEPD). Corazón de León pasó también un trago amargo al ser asaltado por un sujeto y su “hermana”, donde inclusive le apuntaron directamente con una pistola. Corazón de León ganaría en campeonato medio NWA destronando a Mano Negra aunque el mismo reconoce que no fue una de sus mejores luchas (en parte por un accidente que tuvo en vestidores minutos antes de la lucha), se hizo buen amigo de Héctor y Eddie Guerrero pero sobre todo de Hakú, quién le dio más lecciones sobre la lucha, Corazón de León tendría sus primeros escarceos con el bando rudo, de manera tan creíble que en una ocasión luchando ante el Dandy en Acapulco, tuvieron que sacar a un asistente (porque fanático no era) que se dirigía a él con un arma de fuego, fue reconocido por participar en la mejor lucha de 1993, participando el Negro, Corazón de León, Último Dragón y el Dandy, y ganó la cabellera de Cro-Magnon. Después conoció a un Rey Misterio Jr. quién le dijo “soy un gran fan de tu trabajo”, dada su complexión ultra-delgada-esbelta, Chris pensó que jamás se volvería luchador, el tiempo obvio le hizo ver su error, durante 1993 y practicado ante 17,000 asientos vacíos Corazón de León perfeccionaría y usaría su “Lionsault” ó mortal hacia atrás, dentro del ring apoyado en la segunda cuerda. El gusto innegable de Chris por la música lo llevó a unirse a la banda “Los Leones”, con 4 muchachos y una chica 100 por ciento mexicanos, Chris tocaba el bajo y entre rolas de Kiss, Sabath, y los Doors, el corazón rockero del león seguía latiendo, quedando definido en su frase “ El poder de la música trasciende todo: idioma, nacionalidades, raza”. Continuará... Twitter del autor @krudemmon

Newsletter MT
Suscríbete a nuestro boletín de noticias deportivas.
No te pierdas
×