Contando bendiciones

Para Peter Sauber, el hombre que creó un equipo por allá de los años setenta para participar en competencias de Hill Climb y más tarde en Autos Sport para llegar finalmente a la Fórmula Uno.

Para Peter Sauber, el hombre que creó un equipo por allá de los años setenta para participar en competencias de Hill Climb y más tarde en Autos Sport para llegar finalmente a la Fórmula Uno, la vida ha sido maravillosamente generosa; aunque seguramente no es por su cara bonita.

Algo deben tener él y su organización como para atraer a fabricantes de la magnitud de Mercedes, BMW y Ferrari; así como a socios de la talla de Dietrich Mateschitz, el empresario que globalizó la bebida energética conocida como Red Bull.

Como equipo oficial de Mercedes, ayudó a revivir la leyenda de las “Flechas Plateadas” ganando las 24 Horas de Le Mans y el Campeonato Mundial de Autos Sport, contra marcas tan poderosas en carreras de duración como Porsche y Jaguar.

En ese entonces, tuvo en su establo a pilotos como Heinz-Harald Frentzen, Michael Schumacher y Karl Wendlinger, quienes conformaron, dirigidos por Jochen Mass, el famoso equipo junior de Mercedes, ahora revivido con Robert Wickens, Roberto Mehri y Christian Vietoris, que correrán en el DTM.

Luego, como BMW Sauber, ligado a la importante marca bávara, a la que vendió el equipo, ganó un Gran Premio de Fórmula Uno, lo que no pudo hacer como independiente; sin embargo, BMW decidió dejar la Máxima Categoría y tras un tiempo de gran incertidumbre, el equipo volvió a quedar en sus manos y apoyado por la mayoría, se quedó con el lugar que dejó Toyota, que como Honda y BMW, nunca vio el fruto de tanto trabajo e inversión.

Antes de ser comprado por BMW, el equipo Sauber utilizó motores Ferrari y por aquel entonces hubo la sospecha de que había copiado el chasis del auto de la casa de Maranello; además de que, trabajando con ingenieros de la marca, formó la compañía Sauber Petronas Engineering para fabricar motores casi idénticos a los de Ferrari, aunque en este caso nunca hubo un escándalo de espionaje industrial como el que se armó después entre la misma Ferrari y otro equipo.

Irónicamente, tras la partida de BMW y con la fortuna de encontrar un lugar sobre la parrilla con la salida de Toyota, Sauber regresó a la Fórmula Uno con su C29 propulsado por motores Ferrari y con Kamui Kobayashi, ex piloto de la saliente marca japonesa. Kobayashi, un joven talento en el que evidentemente vio un gran futuro y quien más adelante le daría satisfacciones poniéndose al tu por tu con pilotos como Jenson Button y Fernando Alonso.

Peter Sauber ha sido parte fundamental en la llegada de talentos extraordinarios a la Fórmula Uno como Kimi Raikkonen, Robert Kubica y Sebastian Vettel.

La decisión de Sauber de retomar su equipo fue en gran parte apoyada por lo sentimental y por momentos, por la difícil situación económica, dudó que hubiese sido la correcta; sin embargo, al regresar el equipo a su nombre original y tras la llegada de Sergio Pérez y Telmex, las cosas han cambiado para bien.

También es un hecho que la decisión de nombrar a Monisha Kaltenborn, CEO del equipo y de la mano de un buen equipo técnico y de diseño, Sauber está muy cerca de lograr lo que siempre acarició como equipo independiente. Como quiera que sea, Williams y McLaren lo lograron.

Una de las grandes fortalezas de Sauber es la cuestión aerodinámica y para él y el equipo debe ser una gran satisfacción ver como el todopoderoso Red Bull copió su sistema de escape que sabemos tiene que ver con este departamento.

Pero quizá la mayor satisfacción de todas sea que Ferrari, ahora casi su socio, le haya -¿copiado?- su efectiva parte posterior con el objetivo de superar sus carencias en esa parte de su propio auto.

No cabe duda que esta nueva combinación de factores reconfirma que haber recuperado su equipo fue lo mejor que pudo hacer.

Y que con Checo Pérez podría llegar más allá de lo que siempre soñó.

Si Peter Sauber es creyente, en estos días debe estar contando sus  bendiciones.

Newsletter MT
Suscríbete a nuestro boletín de noticias deportivas.
No te pierdas