Escándalo de sabotaje eclipsa vuelta a casa de Hamilton

Lewis Hamilton vuelve a casa para un Gran Premio de Gran Bretaña en el que la comidilla es el escándalo que involucra a su equipo McLaren tras las denuncias de sabotaje a Ferrari.
Lewis Hamilton vuelve a casa para un Gran Premio de Gran Bretaña en el que la comidilla es el escándalo que involucra a su equipo McLaren tras las denuncias de sabotaje a Ferrari.
 Lewis Hamilton vuelve a casa para un Gran Premio de Gran Bretaña en el que la comidilla es el escándalo que involucra a su equipo McLaren tras las denuncias de sabotaje a Ferrari.

MEDIOTIEMPO | Agencias5 de Julio de 2007

  • La FIA confirmó que cuenta con la cooperación de ambas escuderías

Lewis Hamilton vuelve a casa para un Gran Premio de Gran Bretaña en el que la comidilla es el escándalo que involucra a su equipo McLaren tras las denuncias de sabotaje a Ferrari.

La Federación Internacional de Automovilismo confirmó que cuenta con la cooperación de ambas escuderías para llevar a cabo una investigación, luego que Ferrari despidió a un Ingeniero que supuestamente entregó información técnica a McLaren.

Ferrari denunció que seis días antes del Gran Premio de Mónaco se encontró un talco misterioso en los tanques de combustible de los bólidos del brasileño Felipe Massa y del finlandés Kimi Raikkonen.

Tras una investigación en su seno, la escudería italiana despidió al británico Nigel Stepney y radicó una demanda penal en su contra, además de invitar a que la FIA se involucrase.

El martes, McLaren suspendió a un empleado, identificado por los medios británicos como el Jefe de Diseño, Mike Coughlan, tras corroborar que recibió un paquete con información técnica de Ferrari a finales de Abril.

McLaren, equipo angloalemán, asegura que sus monoplazas no han incorporado ninguna propiedad intelectual de Ferrari. Y también ha pedido a la FIA que investigue.

Ron Dennis, el Director de McLaren, reconoció el jueves que se trata de una situación bastante complicada, pero se expresó confiado de que su equipo saldrá con su reputación intacta.

"Han sido tres días muy difíciles... Esto es un asunto que no concierne a nuestra compañía", afirmó Dennis. "Tengo confianza absoluta que, conforme pase el tiempo, todo el mundo entenderá la posición de McLaren".

Tanto Ferrari como McLaren se mostraron reticentes en referirse a fondo sobre un episodio con tintes de telenovela.

Los pilotos de ambas escuderías tampoco quisieron decir esta boca es mía.

"No sé nada", dijo el español Fernando Alonso (McLaren). "Desde el punto de vista de los pilotos: llegamos, nos subimos al coche y nos vamos a casa el domingo por la tarde".

En ello coincidió su colega brasileño Massa.

"No tengo nada que decir al respecto", afirmó. "Yo vengo a conducir no más".

Los dos equipos se han dividido los triunfos tras ocho válidas en el Mundial de Fórmula Uno.

De cara a la carrera del domingo, el británico Hamilton lidera la tabla de pilotos con 64 puntos, 14 sobre Alonso, 17 adelante de Massa y 22 más que Raikkonen. Faltan nueve pruebas.

La regularidad en podios de los McLarens es lo que los mantiene con una diferencia favorable 114-89 en el campeonato de constructores.

Tras ganar el GP de Francia la semana pasada, su segundo triunfo de la Temporada, Raikkonen quiere mantener el impulso.

"Nunca es muy tarde ni muy temprano para ganar", dijo Raikkonen el jueves.

Hamilton, por su lado, intentará hacer caso omiso del escándalo y concentrarse en mantener su racha de ocho apariciones en el podio en su año de novato.

También sabe lo grande que sería lucirse ante sus compatriotas.

"Ganar aquí sería inmensa, pero hay que ser realista con nuestras expectativa. Es sólo una carrera de las 17".

[AP][foto: AP]

Newsletter MT
Suscríbete a nuestro boletín de noticias deportivas.
No te pierdas
×