Hamilton ganó el GP de Gran Bretaña de F1

Lewis Hamilton fue profeta en su tierra y silenció a sus críticos al ganar el domingo el Gran Premio de Gran Bretaña, poniéndose al frente del Campeonato Mundial de pilotos.
Lewis Hamilton fue profeta en su tierra y silenció a sus críticos al ganar el domingo el Gran Premio de Gran Bretaña, poniéndose al frente del Campeonato Mundial de pilotos.
 Lewis Hamilton fue profeta en su tierra y silenció a sus críticos al ganar el domingo el Gran Premio de Gran Bretaña, poniéndose al frente del Campeonato Mundial de pilotos.

MEDIOTIEMPO | Agencias6 de Julio de 2008

  • El inglés está en el ápice del Campeonato Mundial

Lewis Hamilton fue profeta en su tierra y silenció a sus críticos al ganar el domingo el Gran Premio de Gran Bretaña, poniéndose al frente del Campeonato Mundial de pilotos.

El piloto británico, de la escudería McLaren Mercedes, se adueñó de la delantera desde la cuarta vuelta y terminó más de un minuto adelante del alemán Nick Heidfeld, de BMW Sauber. El brasileño Rubens Barrichello llegó tercero en el empapado circuito de Silverstone para su primer podio en cuatro años y el primero de Honda en la temporada.

Con su tercera victoria de la temporada, Hamilton tiene ahora 48 puntos en el campeonato de conductores, los mismos que el brasileño Felipe Massa y el finlandés Kimi Raikkonen, ambos de Ferrari. Hamilton se apoderó del primer sitio debido a sus mejores resultados en otras carreras.

"Es por lejos la mi mejor victoria", declaró Hamilton tras saludar a los 90.000 espectadores que le dieron una ovación de pie tras su contundente triunfo con un margen de 68.5 segundos.

"Las condiciones fueron pésima y en plena carrera me decía, ';Si gano, será la mejor de mi vida';. En la última vuelta me pude dar cuenta cuando la afición empezaba a ponerse de pie, entonces me puse a rezar de poder llegar bien a la meta", contó Hamilton.

Víctima de por lo menos cinco trompos durante la carrera, el brasileño Massa terminó en último lugar de los 13 conductores que concluyeron la distancia, sin cosechar un solo punto.

Cuestionado tras no sumar puntos en las dos últimas carreras, Hamilton cumplió con cabalidad frente a sus compatriotas en la que tal vez fue una de sus actuaciones más brillantes en su trayectoria de dos años en la F1.

Hamilton largó cuarto, luego de cometer errores en la ronda clasificatoria del sábado, pero demostró su pericia para conducir en condiciones de lluvia al pasar al frente en la quinta vuelta, desplazando a Heikki Kovalainen, su compañero de equipo finlandés que había obtenido la ';pole position';.

El local también supo mantener a raya la presión de Raikkonen, quien se le acercó peligrosamente tras colocarse segundo al aprovechar un trompo de Kovalainen en la décima vuelta.

La carrera se sentenció en la vuelta 21, cuando los dos líderes fueron a sus primeros repostajes. La apuesta de McLaren de cambiar los neumáticos de Hamilton por unos de pista mojada resultó la atinada, en tanto que Ferrari se la jugó con mantener los secos de Raikkonen.

Apenas una vuelta después, la lluvia volvió a caer en Silverstone y Raikkonen lo pago caro al verse rezagado por casi 22 segundos al promediar la 26 e incluso cedió el segundo puesto a Kovalainen.

Raikkonen regresó a pits en la 29 para cambiar los neumáticos y al volver se encontró en el puesto 11, con escasas posibilidad de convertirse en el primer piloto en repetir victorioso en Gran Bretaña desde que David Coulthard lo hizo en el 200.

Hamilton supo cuidarse y aumentó su ventaja de manera paulatina.

Mientras Hamilton se agrandó en la largada, Massa fue la otra cara de la moneda. Massa, el australiano Mark Webber y el japonés Kazuki Nakajima padecieron trompos en ese giro, aunque pudieron seguir en carrera.

Pero el escocés Coulthard, en su último GP en Gran Bretaña antes de retirarse al final de la temporada, y Sebastian Vettel también perdieron el control de sus monoplazas en la misma curva y tuvieron que abandonar. Siete de los 20 que arrancaron no pudieron completar la distancia.

Con ventaja de dos puntos al frente de la clasificación de pilotos al inicio de la carrera, Massa nunca se pudo recuperar de su trompo en la primera vuelta y quedó a más de un minuto del líder después de 13 vueltas. Pudo rebasar a Nico Rosberg en la 17 y a Giancarlo Fisichella en la 15, pero nuevos tropiezos le costaron que Hamilton lo doblase una vez más.

El mundial proseguirá el 20 de julio con el Gran Premio de Alemania en Nuerburgring.[AP][foto: AP]

Newsletter MT
Suscríbete a nuestro boletín de noticias deportivas.
No te pierdas
×