BMW Sauber sigue en picada en Mónaco

El equipo BMW Sauber se devana los sesos tratando de averiguar las causas del hundimiento en la temporada que lo dejó casi en el fondo de la parrilla de salida para el Gran Premio de Mónaco.
 El equipo BMW Sauber se devana los sesos tratando de averiguar las causas del hundimiento en la temporada que lo dejó casi en el fondo de la parrilla de salida para el Gran Premio de Mónaco.
Montecarlo -
  • "Creo que es la peor clasificación que hemos tenido en la Fórmula Uno", dijo el Director

El equipo BMW Sauber se devana los sesos tratando de averiguar las causas del hundimiento en la temporada que lo dejó casi en el fondo de la parrilla de salida para el Gran Premio de Mónaco. Nick Heidfeld largará del 16to lugar y Robert Kubica 17mo el domingo por sus malos resultados en la primera sesión de clasificación. "Creo que es la peor clasificación que hemos tenido en la Fórmula Uno", dijo el Director de automovilismo de BMW Sauber, Mario Theissen, tras la clasificación del sábado. "Estamos analizando los motivos. No tengo todavía una explicación". El equipo experimentó en vano con arreglos diferentes en la última práctica. Incapaces de generar energía suficiente para las llantas, los dos pilotos tuvieron resbalones en el angosto circuito callejero. "En esta pista es evidente que si no tienes las llantas a la temperatura correcta, estás perdido", señaló Theissen. Kubica estimó que los problemas podrían ser algo más que las llantas. "En condiciones normales si el carro va lento no hay agarre", dijo el piloto polaco. "Son problemas muy complejos, no son tan sencillos como para solucionarlos en cinco minutos". "A menos que ocurra un milagro, pero creo que los milagros no ocurren muy a menudo si hablamos del desempeño en la F1", agregó. BMW Sauber ingresó en la temporada como un aspirante al título, pero está a 62 puntos del líder Brawn GP entre los equipos de la Fórmula Uno. Kubica, que terminó empatado en el tercer lugar del campeonato el año pasado, no ha conseguido ni un punto en cinco carreras. "Tenemos que reconocer que andamos mal", dijo Kubica, que fue el segundo lugar en Mónaco la temporada anterior. "Esa es la realidad. Ahora es quizás el momento de que veamos que el problema es bastante grande. El problema no se presentó hace dos días. La posición lo dice todo". Sin embargo, Kubica mantiene el optimismo. "Supongo que el equipo está haciendo todo por mejorar. Espero que lo logremos más temprano que tarde", expresó Kubica. "Si han hecho o no lo suficiente, no puedo juzgarlo. Pero no veo por qué tenga que estar frustrado. La frustración no ayuda".

Newsletter MT
Suscríbete a nuestro boletín de noticias deportivas.
No te pierdas
×