Hamilton gana la Pole en Malasia; 'Checo' saldrá noveno

El inglés Lewis Hamilton saldrá desde la 'pole' en el Gran Premio de Malasia de Fórmula Uno, el segundo del Mundial, y copará la primera fila junto a su compatriota y compañero Jenson Button.
El inglés Lewis Hamilton saldrá desde la 'pole' en el Gran Premio de Malasia de Fórmula Uno, el segundo del Mundial, y copará la primera fila junto a su compatriota y compañero Jenson Button.
 El inglés Lewis Hamilton saldrá desde la 'pole' en el Gran Premio de Malasia de Fórmula Uno, el segundo del Mundial, y copará la primera fila junto a su compatriota y compañero Jenson Button.
(Reuters) -
  • 'Checo' terminó noveno tras la penalización al finlandés Kimi Raikkonen

El inglés Lewis Hamilton saldrá desde la 'pole' en el Gran Premio de Malasia de Fórmula Uno, el segundo del Mundial, y copará la primera fila junto a su compatriota y compañero Jenson Button, en una jornada en la que McLaren presentó su candidatura a relevar a Red Bull como primera potencia y en la que el español Fernando Alonso (Ferrari) 'amarró' el octavo puesto.

Por su parte el piloto mexicano Sergio Pérez logró colarse hasta la Q3 a pesar de los problemas que había tenido en su monoplaza en las prácticas. 'Checo' cronometró 1:37.698 en su vuelta más rápida pero no le alcanzó para superar a Alonso.

Además, una penalización al finlandés Kimi Raikkonen por  cambiar la caja de velocidades durante la sesión ayudó al mexicano a avanzar un puesto más, por lo que partirá noveno en la parrilla de salida.

Hamilton, de 27 años, que también salió primero el pasado domingo en Melbourne, firmó su segunda 'pole' de la temporada, la vigésima primera de su carrera, y, al igual que en Australia, saldrá desde la fila de honor acompañado por Button, líder del campeonato tras imponerse en Albert Park.



El campeón de 2008 -tercero en Melbourne- fue el mejor en la calificación de Sepang al cubrir en su mejor vuelta los 5.543 metros del circuito malayo a una media de 207,3 kilómetros por hora, en un tiempo de un minuto, 36 segundos y 219 milésimas, 149 menos que su compañero, ganador del certamen en 2009, cuando pilotaba para Brawn.



El alemán Michael Schumacher (Mercedes), séptuple campeón del mundo de F1, arrancará tercero, por delante de los Red Bull del australiano Mark Webber y de otro alemán, Sebastian Vettel, que, después de revalidar título el año pasado para convertirse en el bicampeón más joven de la historia, escasamente pudo disimular hoy su enojo, al comprobar que la escudería austriaca ya no ejerce el dominio despótico de hace unos meses.

Algo que no sorprendió a Alonso, que así lo indicó en el tramo en lengua inglesa de su comparecencia ante los medios tras una sesión que sabía complicada de antemano, en la que fue superando paso a paso adversidades para colarse en la Q3 con un coche idéntico al de Australia y sobre el que está claro que queda bastante trabajo por hacer.



El doble campeón mundial asturiano y el joven talento tapatío (con una vuelta de 1:37.698) avanzarán un puesto gracias a la sanción del finlandés Kimi Raikkonen (Lotus), que anoche tuvo que reemplazar su caja de cambios y perdió cinco puestos en parrilla por ese motivo. El vencedor de 2007 fue quinto hoy, pero saldrá décimo.



Otro que luchará por entrar en la primera decena, acreedora a puntos, será el venezolano Pastor Maldonado (Williams), que lo estaba haciendo francamente bien en su pugna con Alonso en Australia, donde hubiera acabado sexto si no se hubiese estrellado en la última vuelta. El suramericano no entró en la Q3 por un puesto y fue undécimo hoy, con un tiempo de 1:37.589.

Los HRT del español Pedro de la Rosa (1:42.914) y el indio Narain Karthikeyan (1:43.825), no entraron en la Q2, pero han dado un paso importante y mañana sí tomarán la salida -a diferencia de lo que sucedió en Melbourne- en la carrera malaya.

Los pilotos de la escudería española obtuvieron los dos peores tiempos, pero no superaron el 107 por ciento del crono de la Q1 que marcó Webber (1:37.172). De la Rosa no saldrá desde la última fila, ya que el finés Heikki Kovalainen (Caterham), que fue decimonoveno, perderá cinco puestos por la sanción que le impusieron en Melbourne, donde adelantó mientras estaba en pista el coche de seguridad.



El barcelonés y su compañero indio debutarán, al fin, en el Mundial y estarán en la parrilla del Gran Premio de Malasia, que se disputará en un circuito que mezcla curvas lentas y rápidas, con dos largas rectas. Al que mañana está previsto que se den un total de 56 vueltas, para completar un recorrido de 310 kilómetros.



En el que hombre y máquina deberán luchar contra la excesiva humedad y un enorme calor que facilita la degradación de los neumáticos. En una pista en la que, en lo que va de fin de semana, siempre se ha rodado en seco. Pero en la que en cualquier momento puede no sólo llover, sino diluviar. Factor que también alteraría notablemente el desarrollo de la carrera.

Newsletter MT
Suscríbete a nuestro boletín de noticias deportivas.
No te pierdas
×