La FIA confirma el GP de Bahrein

La FIA confirmó que el Gran Premio de Bahrein se llevará a cabo según lo previsto a pesar de la inestabilidad política en el país y las amenazas de algunos grupos de frustrar la realización de la...
La FIA confirmó que el Gran Premio de Bahrein se llevará a cabo según lo previsto a pesar de la inestabilidad política en el país y las amenazas de algunos grupos de frustrar la realización de la carrera.
 La FIA confirmó que el Gran Premio de Bahrein se llevará a cabo según lo previsto a pesar de la inestabilidad política en el país y las amenazas de algunos grupos de frustrar la realización de la carrera.
Paris, Francia -
  • A pesar de la inestabilidad política que se vive

La FIA confirmó que el Gran Premio de Bahrein se llevará a cabo según lo previsto a pesar de la inestabilidad política en el país y las amenazas de algunos grupos de frustrar la realización de la carrera. En un comunicado divulgado a primera hora del viernes, el órgano rector de la Fórmula Uno dijo: "En base a la información actual que tiene la FIA hasta este momento, está satisfecha de que todas las medidas de seguridad adecuadas hayan sido implementadas". "Por lo tanto, la FIA confirma que el Gran Premio Gulf Air de Bahrein de la Fórmula Uno en su edición 2012 se llevará a cabo como está programado". La carrera se efectuará el 22 de abril en el circuito Sakhir. El jueves, el jefe de la F1 Bernie Ecclestone había indicado que la prueba se realizaría la próxima semana como está previsto. Cada vez hay más presión para cancelar la carrera por segundo año consecutivo, debido a los enfrentamientos entre manifestantes antigubernamentales y las fuerzas de seguridad. Al menos 50 personas han muerto en la violencia. Sin embargo, Ecclestone dijo antes del GP de China que no hay planes de cambiar la carrera. "La carrera está en el calendario. Estaremos allí, a menos que las autoridades deportivas del país la cancelen", señaló Ecclestone. Los líderes de Bahrein están empeñados en realizar la carrera como una forma de mostrar que el país está superando la turbulencia política que enfrenta desde hace un año. El líder del circuito de Bahrein dijo esta semana que hay grupos extremistas que están utilizando tácticas de miedo para exagerar la gravedad de los disturbios y obligar a cancelar la carrera. Los organizadores de Bahrein cancelaron el GP del año pasado, y los intentos de la FIA por realizarlo en una fecha posterior fueron criticados por grupos defensores de los derechos humanos, los equipos y los fanáticos. Los manifestantes han incorporado cánticos en contra de la F1 en sus marchas, además de colocar pancartas oponiéndose a la carrera y criticar a Ecclestone y a los pilotos. Amnistía Internacional también planifica divulgar un informe la próxima semana en la víspera de la carrera, dando detalles de la cantidad de manifestantes encarcelados y sobre las violaciones de los derechos humanos que, según el organismo, han cometido las fuerzas de seguridad. Muchos pilotos evitaron hablar sobre la situación el jueves. Cuando le preguntaron a seis de ellos si tenían algún problema moral por competir en Bahrein, todos se quedaron callados. El campeón mundial Sebastian Vettel también evadió las preguntas sobre la carrera. "Sin preguntas sobre Bahrein. Pregúntenle a la gente en el garaje", señaló. "Quizás no veo suficiente televisión". Su compañero de Red Bull, Mark Webber, reconoció que los pilotos están en una situación difícil. "Todos somos seres humanos. Tenemos valores, y vemos las cosas de cierta manera", indicó. "Quisiéramos pensar que la gente y las situaciones son justas, y que todo es, me imagino, correcto como nos gustaría que fuera". Fernando Alonso, que ganó el GP de Malasia el mes pasado, dijo que cualquier decisión está fuera del control de los pilotos. "Creo que tenemos que confiar en la FIA, donde tienen toda la información", expresó el español.

Newsletter MT
Suscríbete a nuestro boletín de noticias deportivas.
No te pierdas
×