Reid y Childress se encuentran en duelo de Eagles contra Vikings

Sus bigotes son similares y su método de armar y organizar sus equipos es similar; además, los aficionados de sus equipos quieren que los despidan.
 Sus bigotes son similares y su método de armar y organizar sus equipos es similar; además, los aficionados de sus equipos quieren que los despidan.

MEDIOTIEMPO | Agenicas3 de Enero de 2009

  • Andy Reid y Brad Childress tienen personalidades diferentes y estilos divergentes

Sus bigotes son similares y su método de armar y organizar sus equipos es similar; además, los aficionados de sus equipos quieren que los despidan.Pero Andy Reid y Brad Childress tienen personalidades diferentes y estilos divergentes; y esta vertiente de entrenadores en jefe de la NFL tiene varias ramificaciones y peculiaridades."El es un poco más ecuánime que yo, si pueden imaginarse esto, ", dijo Childress. "Les resulta difícil ver eso, ¿verdad?".El personal del equipo de futbol estadounidense de la Universidad del Norte de Arizona (NAU por sus iniciales en inglés) en 1986 produjo cuatro futuros entrenadores en jefe de la NFL.El vínculo formado entre Reid y Childress durante esa temporada fue tan fuerte que, 13 años después, Reid escogió a Childress como su coordinador ofensivo cuando fue contratado para conducir a los Eagles de Filadelfia.La oportunidad de Childress de hacerse cargo del equipo de Minnesota llegó siete temporadas después, y llevó a los campeones de la División Norte de la NFC a un partido a realizarse el domingo en el Metrodome contra Reid y su ex equipo."Bueno, ojalá no hubiera tenido que enfrentar a Brad en la primera ronda (de la Postemporada)", comentó Reid, "pero estoy orgulloso de él", agregó.Childress fue coordinador ofensivo en la NAU, y Reid fue coach de línea. Los futuros entrenadores en jefe de la NFL, Bill Callahan y Marty Mornhinweg, ahora coordinador ofensivo de Filadelfia, también fueron asistentes en los Lumberjacks ese año. Reid llegó a la NFL en 1992 con Mike Holmgren y los Packers de Green Bay, y trajo a Childress con él a Filadelfia después de que su viejo amigo dirigió la ofensiva de la Universidad de Wisconsin durante ocho temporadas.Han compartido muchísimas anécdotas y consejos sobre cómo dirigir a un equipo, y sigue habiendo amistad entre sus familias.A pesar de sus intentos de minimizar la trascendencia personal de este partido, es seguramente una fuente de orgullo para ellos; en especial considerando los obstáculos que tuvieron que superar sus equipos para llegar aquí, así como el escepticismo público que han soportado respecto a su capacidad y desempeño.[AP][foto: AP][r/refl]

Newsletter MT
Suscríbete a nuestro boletín de noticias deportivas.
No te pierdas
×