'Big Ben' no descarta someterse a cirugía en el pie derecho

El QB de los Steelers, Ben Roethlisberger, dijo que los médicos le recomendaron descansar para recuperarse cabalmente de la fractura que sufrió en la pierna derecha en el 2010
 El QB de los Steelers, Ben Roethlisberger, dijo que los médicos le recomendaron descansar para recuperarse cabalmente de la fractura que sufrió en la pierna derecha en el 2010
(Reuters) -
  • Roethlisberger afirmó que ha descansado de su lesión, pero podría operarse

El conflicto laboral que afecta a la NFL ha permitido a jugadores estelares con lesiones como el mariscal de campo Ben Roethlisberger, de los Acereros de Pittsburgh, recuperarse de su lesión sin tener que pasar por el quirófano, aunque el propio jugador declaró que no descarta tal opción. La misma que no puedo evadir el veterano receptor abierto Terrell Owens, que se sometió a una operación de ligamentos de rodilla. La fractura del pie derecho que sufrió el pasado diciembre limitó a Roethlisberger, durante la mayor parte del final de la temporada del 2010-11 --incluyendo los Playoffs y el Super Bowl-- y aunque ha mejorado con el descanso podría requerir de una cirugía para corregir el problema por completo. Roethlisberger, en declaraciones al periódico Pittsburgh Tribune-Review, explicó que su pie le molestó tanto la temporada pasada que "hubo ocasiones durante los entrenamientos o partidos donde pensé que no sería capaz de caminar". El conflicto laboral que afecta a al NFL, con cierre de todas las actividades, le ha dado la oportunidad de descansar y el resultado ha sido una recuperación casi completa de la lesión. "Podría haberme sometido a una operación, pero de acuerdo a los médicos, hubiera sido un proceso realmente complicado por el lugar donde ocurrió la fractura", señaló Roethlisberger. "Me fue mejor la opción del descanso. Va a ser algo que, en esencia, tendremos que ir evaluando conforme reaccione cuando vuelva a la actividad". Roethlisberger, de 29 años, admitió que si continuaba con los dolores tan fuertes que tuvo al concluir la pasada temporada, entonces se acogería al plan B, que sería pasar por el quirófano. Pero conforme sigue en efecto el cierre patronal, Roethlisberger ha aprovechado el tiempo de inactividad. "Voy mejor y creo que estoy curado", destacó Roethlisberger. "Obviamente, ayuda cuando no estoy haciendo cortes o plantándome para lanzar, haciendo todo ese tipo de actividades. Realmente ha mejorado mucho. No he tenido demasiados problemas con eso recientemente". Roethlisberger se sobrepuso a la lesión para guiar a los Acereros hasta el Super Bowl, donde perdieron por 31-25 frente a los Empacadores de Green Bay. Después de su suspensión de cuatro partidos que le impidieron comenzar la temporada con su equipo, Roethlisberger la completó con marca de 3.200 yardas lanzadas, 17 touchdowns y cinco intercepciones.

Newsletter MT
Suscríbete a nuestro boletín de noticias deportivas.
No te pierdas
×