Seguridad extrema en el Súper Bowl XLI

Miles de policías y agentes de más de 50 dependencias estatales y federales vigilan desde hoy el Estadio Dolphin, las calles de la ciudad y el espacio marítimo del sur de lorida para el Súper Bowl...
Miles de policías y agentes de más de 50 dependencias estatales y federales vigilan desde hoy el Estadio Dolphin, las calles de la ciudad y el espacio marítimo del sur de lorida para el Súper Bowl XLI del futbol americano profesional.
 Miles de policías y agentes de más de 50 dependencias estatales y federales vigilan desde hoy el Estadio Dolphin, las calles de la ciudad y el espacio marítimo del sur de lorida para el Súper Bowl XLI del futbol americano profesional.

MEDIOTIEMPO | Agencias29 de Enero de 2007

  • Desde hoy vigilan el Estadio Dolphin

Miles de policías y agentes de más de 50 dependencias estatales y federales vigilan desde hoy el Estadio Dolphin, las calles de la ciudad y el espacio marítimo del sur de lorida para el Súper Bowl XLI del futbol americano profesional.

Las medidas de seguridad para la semana del "úper Domingo"incluyen perros amaestrados, una zona reestringida de vuelos sobre el estadio, detectores de metales para cerca de 70 mil aficionados que asistirán al encuentro y una prohibición de la navegación frente al Puerto de Miami.

Desde los ataques terroristas sufridos el 11 de Septiembre de 2001, los grandes eventos deportivos simbólicos de la cultura de Estados Unidos como el Súper Bowl son los que concentran más la seguridad de las autoridades.

Los temores de una amenaza terrorista hacen que el Gobierno y la Liga Nacional de Futbol (NFL) no escatimen millones de dólares cuando se trata de seguridad de su máximo encuentro deportivo, no obstante ello no ofrecen cifras.

El Gobierno de Estados Unidos clasifica al Súper Tazón en el nivel uno de seguridad y lo considera como "n enorme evento nacional e internacional que requiere apoyo federal significativo"

Si el pasado es un indicativo, hasta ahora los problemas de seguridad más comunes relacionados con la Final son los aficionados borrachos, celebridades en problemas y oportunistas revendedores.

El sur de Florida ha realizado en nueve ocasiones el Súper Bowl, todas antes de los ataques terroristas de Septiembre 11 de 2001.

"emos estado bajo estas circunstancias muchas ocasiones y esta comunidad está bien preparada" dijo a la prensa de Miami Jonathan Solomon, Jefe de la Oficina del Buró Federal de Investigaciones (FBI) en el sur de Florida.

A pesar de las medidas de seguridad, en el pasado se han registrado algunos incidentes que han hecho dudar sobre los sistemas de seguridad. En el Súper Bowl disputado en Jacksonville el año pasado, una avioneta bimotor sobrevoló cerca del estadio y fue obligada a bajar fuera de la zona del inmueble.

En el operativo de seguridad participan además del FBI, la Guardia Costera, el equipo de respuesta rápida SWAT y las policías de Miami y estatales, entre otras agencias.

[ntx][foto:EFE]

Newsletter MT
Suscríbete a nuestro boletín de noticias deportivas.
No te pierdas
×