Etosa Alicante puso fin a un lustro en la Liga ACB

Etosa Alicante jugará la próxima Temporada en la Liga LEB, la segunda categoría del basquetbol español, al haber descendido de categoría tras un lustro en la Máxima Categoría.
Etosa Alicante jugará la próxima Temporada en la Liga LEB, la segunda categoría del basquetbol español, al haber descendido de categoría tras un lustro en la Máxima Categoría.
 Etosa Alicante jugará la próxima Temporada en la Liga LEB, la segunda categoría del basquetbol español, al haber descendido de categoría tras un lustro en la Máxima Categoría.

MEDIOTIEMPO | Agencias14 de Mayo de 2007

  • Etosa ha jugado con fuego y finalmente se ha quemado

Etosa Alicante jugará la próxima Temporada en la Liga LEB, la segunda categoría del basquetbol español, al haber descendido de categoría tras un lustro en la Máxima Categoría.

Durante estos cinco años, el equipo disfrutó de varios éxitos deportivos como fueron la clasificación para las eliminatorias por el título, para una Copa del Rey o sus primeras participaciones en competición europea.

El equipo consumó su descenso al perder en la última Jornada de la Liga regular en su visita al Gran Canaria (94-82), en un partido en el que necesitaba la victoria para no descender. El equipo ha acabado la competición en penúltima posición con 12 victorias y 22 derrotas.

Si después de su primer año en la elite, en la Liga 2000-01, el descenso de categoría se asumió como lógico dentro de una entidad joven y novata, el de esta Temporada va a ser más difícil de digerir por dirigentes y, especialmente, por los aficionados.

La estructura de club del Etosa está mucho más consolidada ahora que tras el primer descenso, pero como suele suceder en este tipo de ocasiones, es toda una incógnita la respuesta que puede generar la nueva condición de equipo de LEB dentro de la entidad y su entorno.

Tras su primer descenso, el Etosa confió su proyecto al técnico argentino Julio Lamas y el peregrinar por la LEB sólo duró una Temporada. El Etosa inició entonces su etapa dorada dentro del basquetbol español, una era que concluyó el domingo después de cinco años.

En ese lustro, el Etosa se ha mostrado como un equipo capaz de lo mejor y lo peor. En su regreso a la ACB, en la campaña 2002-03, no sólo salvó la categoría con solvencia, sino que el equipo de Lamas se clasificó para disputar sus primeras eliminatorias por el título, en las que caería ante el Barcelona.

Sin embargo, en la Liga siguiente coqueteó con el descenso, hasta tal punto que salvó la categoría en el último encuentro de Liga, tras ganar al Unicaja en Málaga, después de haber cerrado la primera vuelta con únicamente dos victorias. Esa misma Temporada, el Etosa jugaba por primera vez la Copa ULEB, en la que no superó la primera fase.

La dinámica positiva con la que había concluido el Etosa la campaña anterior le sirvió para firmar el año siguiente la mejor Temporada de su historia. Trifón Poch, el técnico que había salvado al equipo la campaña anterior, lo clasificó para disputar su primera y hasta ahora única Copa del Rey, después de llegar incluso a liderar la ACB dos jornadas tras un inicio de nueve victorias consecutivas.

Esa misma Temporada también jugó las eliminatorias por el título y estuvo a un paso de dar la sorpresa y eliminar al Unicaja de Málaga, al que obligó a acudir al quinto partido para superar la ronda.

Sin embargo, los dos últimos años han sido de continuo sufrimiento para el Etosa. Si en la pasada campaña salvó la categoría con apuros, en la presente ha acabado por consumar su descenso. Durante toda la Temporada se ha mostrado como un equipo irregular, pero daba la sensación de que el descenso era cuestión de otros equipos.

El Etosa no ha sabido ganar ninguno de los tres partidos que ha tenido en las últimas jornadas para sentenciar su permanencia, ha jugado con fuego y finalmente se ha quemado.

[EFE][foto: EFE]

Newsletter MT
Suscríbete a nuestro boletín de noticias deportivas.
No te pierdas
×