Venus y Serena vuelven a la carga

No hace mucho, la antesala a un Torneo del Grand Slam tenía como tema de discusión si Venus y Serena Williams se medirían en una Final entre hermanas.
No hace mucho, la antesala a un Torneo del Grand Slam tenía como tema de discusión si Venus y Serena Williams se medirían en una Final entre hermanas.
 No hace mucho, la antesala a un Torneo del Grand Slam tenía como tema de discusión si Venus y Serena Williams se medirían en una Final entre hermanas.

MEDIOTIEMPO | Agencias8 de Julio de 2007

  • El clan Williams demostró que la experiencia vale más

No hace mucho, la antesala a un Torneo del Grand Slam tenía como tema de discusión si Venus y Serena Williams se medirían en una Final entre hermanas.

Estaba casi cantado que al menos una de las Williams, o las dos, estaría en la cancha para el partido por el campeonato.

Durante un lapso de siete torneos del Grand Slam, entre Wimbledon 2001 y el Abierto de Australia 2003, una de las Williams emergió triunfante. Y a la otra le tocó salir Subcampeona en cinco de esos torneos.

Parece que esos días están por volver.

Las contundentes consagraciones de Venus, el sábado en Wimbledon, y de Serena, en Australia en Enero, constituyen advertencias al resto del tenis femenino.

"Mi sexto Slam", dijo Venus, sonriendo. "Quiero más".

Esa cosecha de títulos grandes la dejó empatada como la segunda con más ganados entre las jugadores en actividad. ¿La líder? Su hermana Serena, por supuesto, con ocho.

"Cuando se trata de Wimbledon, pues ahí le gano", mencionó Venus sobre su ventaja 4-2 ante Serena en el All England Club.

Venus tiene 27 años y Serena cuenta con 25, y fueron las jugadoras de más edad en alcanzar los Cuartos de Final este año, un lote que incluyó a tres adolescentes.

Pero el clan Williams demostró que la experiencia vale más.

Otro factor que conspira a su favor es que, con el paso de los años, ninguna parece acusar el desgaste físico de las demás.

Hay varias razones por ello. Una es que su padre y entrenador, Richard Williams, no les permitió disputar muchos torneos cuando comenzaron sus carreras.

Además, una vez que se establecieron en el tour profesional, las hermanas optaron por seleccionar cuidadosamente los torneos en los que participaban, molestando de paso a sus rivales.

Y en años recientes se desaparecieron del mapa durante meses debido a lesiones.

Eso fue lo que provocó el desplome de ambas en los rankings, lejos de la cima que una vez ocuparon.

Serena salió incluso del Top 100, y estaba en el puesto 81 cuando ganó en Australia este año.

Venus era la 31 previo a Wimbledon y se convirtió en la campaña con el ranking más bajo con su triunfo del sábado por 6-4, 61 sobre Marion Bartoli en la Final.

"No es una competencia entre ambas. Pero nos motivamos mutuamente para buscar más", dijo Venus.

Cuando los nuevos rankings se difundan el lunes, Venus ascenderá al puesto 17, la primera vez que aparecerá entre las 20 primeras en exactamente un año. Serena subirá al séptimo.

[AP][foto: Mexsport]

Newsletter MT
Suscríbete a nuestro boletín de noticias deportivas.
No te pierdas
×