Rasmussen retirado del Tour por equipo Rabobank

El líder del Tour de Francia, el dinamarqués Michael Rasmussen, ha sido retirado de la carrera, en el mayor escándalo que ha sufrido hasta el momento el principal certamen del ciclismo mundial.
El líder del Tour de Francia, el dinamarqués Michael Rasmussen, ha sido retirado de la carrera, en el mayor escándalo que ha sufrido hasta el momento el principal certamen del ciclismo mundial.
 El líder del Tour de Francia, el dinamarqués Michael Rasmussen, ha sido retirado de la carrera, en el mayor escándalo que ha sufrido hasta el momento el principal certamen del ciclismo mundial.

MEDIOTIEMPO | Agencias26 de Julio de 2007

  • "Su irresponsabilidad y mentiras se volvieron intolerables"

El líder del Tour de Francia, el dinamarqués Michael Rasmussen, ha sido retirado de la carrera, en el mayor escándalo que ha sufrido hasta el momento el principal certamen del ciclismo mundial.

"Michael Rasmussen ha sido enviado de regreso a casa por violar las normas internas (del equipo)", dijo el vocero del Rabobank, Jacob Bergsma, el miércoles. Agregó que Rasmussen fue suspendido del equipo.

La expulsión, que según Bergsma fue ordenada por el patrocinador holandés del equipo, se debió a que Rasmussen dio información "incorrecta" al Director Deportivo del Rabobank acerca de su paradero el mes pasado, cuando no se presentó a un examen antidopaje. Rasmussen faltó a los exámenes del 8 de Mayo y 28 de Junio y dijo que en ese momento estaba en México. Pero un ex ciclista, Davide Cassani, dijo a la emisora danesa Danmarks Radio el miércoles que había visto a Rasmussen en Italia a mediados de Junio.

El ciclista de 33 años, quien lideraba la carrera desde el 15 de Julio y se había afianzado en la punta al ganar la etapa del miércoles, parecía el probable ganador del evento, que finaliza el domingo en París.

A medida que Rasmussen avanzaba hacia su primera victoria en el Tour, los directores de la carrera dijeron en reiteradas ocasiones que no se le debía haber permitido participar de la partida el 7 de Julio en Londres.

"No podemos decir que Rasmussen hizo trampas, pero su irresponsabilidad y sus mentiras en cuanto a su paradero se habían vuelto intolerables", dijo el Director del Tour, Christian Prudhomme, al pedírsele declaraciones sobre el retiro del danés.

El titular del organismo rector del ciclismo mundial aplaudió la decisión.

"Mi primera reacción es, por qué no lo hicieron a fines de junio, cuando poseían la misma información", dijo Pat McQuaid.

"El equipo decidió retirarlo: están en su derecho. No puedo menos que aplaudirlo. Es una política de tolerancia cero y una lección para el futuro".

Con el retiro de Rasmussen, el ciclista español Alberto Contador, del equipo Discovery Channel, pasa a ser el líder.

"Por nuestra parte, no hay festejos. Es la tercera mala noticia", dijo el vocero del Discovery Channel, P.J. Rabice. "Es una mancha para nuestro deporte".

Después de la largada espectacular del Tour en las calles de Londres ante millones de espectadores, las malas noticias -en general vinculadas con el dopaje- pasaron a dominar las primeras planas.

El alemán Patrick Sinkewitz chocó con un espectador y después se reveló que falló un análisis de drogas durante su entrenamiento antes de la carrera. El astro Alexandre Vinokourov tuvo que irse a casa al dar positivo por transfusión de sangre. El miércoles, cuando Rasmussen se acercaba a su triunfo en la 16ta etapa, el equipo Cofidis anunció que su ciclista italiano Cristian Maroni había dado positivo en un test antidopaje y que toda la escuadra se retiraba.

En una carrera más que centenaria como el Tour, que se corre desde hace 104 años, no se pudo establecer con certeza su alguna vez el líder tuvo que retirarse tan cerca del final y por motivos parecidos. Pero el caso de Rasmussen no parece tener precedentes cercanos.

"En la historia antigua del Tour de Francia, no sé, pero en el pasado reciente, nunca", dijo el vocero del Tour, Philippe Sudres.

La expulsión del danés les evitó a los organizadores del Tour tener a un ciclista bajo sospecha de dopaje en lo más alto del podio de los ganadores en los Campos Elíseos el domingo. Rasmussen le llevaba a contador una ventaja de 3 minutos, 10 segundos, que debía ser suficiente, salvo que se produjera una catástrofe, para llevarlo a la victoria.

Ultimamente, otros ciclistas habían expresado su escepticismo acerca del danés, y los aficionados lo abuchearon en la largada de la etapa del miércoles. Fue expulsado del equipo nacional danés la semana pasada por faltar a las pruebas de dopaje antes del Tour.

Bergsma dijo que el equipo Rabobank aún no ha resuelto si el resto de sus ciclistas serán de la partida el jueves en Pau. Su competidor mejor ubicado es el holandés Michael Boogerd, 16to en la general a 28 minutos de Contador.

[AP][foto: AP]

Newsletter MT
Suscríbete a nuestro boletín de noticias deportivas.
No te pierdas
×