Anuncian en Cuba el retiro de Iván Pedroso

El cubano Iván Pedroso, Campeón Olímpico del 2000 y cuatro veces titular mundial en el salto largo, se retirará este año después de 18 años de carrera, según anunció el miércoles el diario...
El cubano Iván Pedroso, Campeón Olímpico del 2000 y cuatro veces titular mundial en el salto largo, se retirará este año después de 18 años de carrera, según anunció el miércoles el diario oficialista de la isla "Juventud Rebelde".
 El cubano Iván Pedroso, Campeón Olímpico del 2000 y cuatro veces titular mundial en el salto largo, se retirará este año después de 18 años de carrera, según anunció el miércoles el diario oficialista de la isla "Juventud Rebelde".

MEDIOTIEMPO | Agencias26 de Septiembre de 2007

  • Cuando regresó el rey de los saltos

El cubano Iván Pedroso, Campeón Olímpico del 2000 y cuatro veces titular mundial en el salto largo, se retirará este año después de 18 años de carrera, según anunció el miércoles el diario oficialista de la isla "Juventud Rebelde".

Esteban Brice, responsable de la Comisión Nacional de Atletismo, dijo que Pedroso tendrá "una despedida a la altura de sus legados", reportó el diario oficial de la juventud cubana en un artículo titulado "Se van con las manos llenas".

El saltador de 34 años, por naturaleza poco hablador, sólo comentó en días recientes que "es una decisión que requiere tiempo y de la que hay que hablar con calma".

Además, al regreso de los Juegos Panamericanos de Río de Janeiro, donde quedó cuarto con registro de 7.86 metros, Pedroso afirmó que no estaba "acabado" y que "no me puedo retirar derrotado", en referencia a varias temporadas con pobres resultados.

Con un mejor registro de por vida de 8.71 metros, Pedroso dominó el salto largo durante muchos años. Ganó los títulos mundiales al aire libre en 1995, 1997, 1999 y 2001, además de coronarse Campeón Olímpico en Sydney en el 2000 y de ganar tres Medallas de Oro en los Panamericanos de 1995, 1999 y 2003.

Pedroso le auguró un "gran futuro" al panameño Irving Saladino, Campeón Mundial de Osaka, porque según dijo "tiene mucho talento". Por su parte, Saladino declaró que el cubano es su ídolo y quiere ser su sucesor.

El cubano también se coronó en cinco ocasiones Campeón Mundial bajo techo, especialidad donde tiene como mejor marca personal 8.62 metros, la segunda de todos los tiempos detrás del récord mundial de 8.69 metros del estadounidense Carl Lewis.

CUANDO REGRESÓ EL REY DE LOS SALTOS

Tiene nueve Campeonatos del Mundo, un Oro olímpico y algunas de las marcas más importantes de la historia del salto de longitud, pero, a sus 34 años, Iván Pedroso sigue teniendo hambre de triunfos y, sobre todo, de seguir saltando.

"Me siento bien todavía y quiero seguir y quiero demostrarle a todos que cuando se quiere se puede", dijo Pedroso en una entrevista en la que confesó que aún le falta competición para volver a estar en su mejor momento y que hoy por hoy piensa sólo temporada a temporada.

Pedroso saltó el pasado 22 de Junio 8,15 en La Habana, una marca que está muy lejos de los 8,71 oficiales de Salamanca (1995) y más aún de los extraoficiales 8,96 de Sestriere (Italia, 1995), pero que confirmó la progresión que ha ido experimentando a lo largo del año.

"De entrenamiento estoy bien, cero lesiones, el espíritu lo tengo alto, sólo me falta competición", dice tras meses de lesiones y molestias en el talón de su pié derecho -el de batida- y una fascitis plantar que le condicionó el trabajo.

Pedroso afirma que más que la importancia de las lesiones que ha sufrido el problema ha sido que han coincidido con momentos de forma o de proximidad de competiciones, por eso este año ha tratado de recuperar "con calma".

"Las lesiones y las molestias tan pegadas con las competencias te desesperan, pero eso ya está completo", afirma.

La reducción de su carrera a 14 pasos que introdujo el pasado invierno no le ha hecho perder capacidad de salto, asegura, y ahora llega "menos fatigado y más rápido", aunque sigue "afinando la velocidad".

Hoy por hoy, señala, "no hay muchos saltadores saltando por encima de 8,50", con las excepciones de Saladino -8,53 este año- y el griego Loúis Tsátoumas -8,66-, y considera que "el nivel está hoy más parejo" que en épocas pasadas.

En su opinión, la dificultad para mantenerse siempre entre los mejores saltadores radica en que la modalidad "es un evento técnico que hay que entrenar constantemente" y que requiere "estar bien preparado mentalmente siempre para estar sobre los 8,50".

"Me siento en condiciones de poder alcanzar grandes resultados, en cuanto me sienta que no pueda saltar ocho metros me daré cuenta de que ya no se puede seguir", asegura el atleta, que mantiene una marca de 17 años consecutivos saltando por encima de esa distancia.

A más largo plazo, en los Juegos Olímpicos de Pekín del año próximo, no quiere pensar: "Quiero terminar primero este año bien y después ya veremos".

[AP/EFE][foto: EFE]

Newsletter MT
Suscríbete a nuestro boletín de noticias deportivas.
No te pierdas
×