Aficionados en Cleveland molestos con LeBron por apoyar a Yanquis

Quizás LeBron James se pasó de la raya con su fanatismo por los Yanquis de Nueva York.
 Quizás LeBron James se pasó de la raya con su fanatismo por los Yanquis de Nueva York.

MEDIOTIEMPO | Agencias5 de Octubre de 2007

  • James no apoya a los equipos de la ciudad

Quizás LeBron James se pasó de la raya con su fanatismo por los Yanquis de Nueva York.

Un día después que los Indios aplastaron 12-3 a los Yanquis en el inicio de su serie de Playoffs de la Liga Americana, el tema caliente en la ciudad no era el poder ofensivo de Cleveland o el desempeño del pitcher C.C. Sabathia.

En cambio, los aficionados abarrotaron las líneas telefónicas de los programas radiales y los foros de Internet para quejarse porque el astro de los Cavaliers de Cleveland de la NBA acudió al partido usando una gorra de los Yanquis.

"Es el rostro de los deportes en Cleveland y ni siquiera está apoyando a un equipo que está a 100 pies (30 metros) del edificio donde él juega", dijo Adam Burke, quien esperaba el viernes a las afueras de un portón para entrar al segundo partido de la serie.

Los Cavaliers juegan en la cancha Quicken Loans Arena, que queda al frente del Estadio Jacobs Field de los Indios. Los Campeones de la Conferencia del Este de la NBA pusieron un letrero en el edificio deseándole suerte a los Indios en la Postemporada.

Pero James, quien creció cerca de Cleveland en Akron, no apoya a los equipos de la ciudad. El basquetbolista de 22 años, quien también es fanático de los Vaqueros de Dallas en la NFL, ha usado su gorra de los Yanquis durante años.

Los aficionados en su mayoría han soportado la decisión de James de apoyar a los Yanquis, uno de los mayores rivales de los Indios desde la década de los 50.

Pero la aparición del jueves en la sección detrás del plato con la gorra de los Yanquis fue la gota que colmó la copa. James no sólo usó la gorra, sino que también la levantó por sobre su cabeza en un momento para enseñársela a todos.

"LeBron James. Rey de Nada. Fanático de los Yanquis. Vete de la Ciudad", se leía un cartel colocado el viernes en una estación de gasolina.

"Desde el punto de vista de relaciones públicas, fue una decisión terrible", dijo Burke, de 20 años, quien se molestó porque las acciones de James opacaron el desempeño de los Indios. "Eso es lo triste. Dominamos todos los aspectos del juego, pero LeBron domina las ondas radiales. Quizás él quiere que sea así".

[AP][foto: EFE]

Newsletter MT
Suscríbete a nuestro boletín de noticias deportivas.
No te pierdas
×