El colista inaugura su casillero en la cancha de uno de los grandes

El ViveMenorca, que se presentó en Málaga con un pleno de cinco derrotas, inauguró su casillero de victorias en una cancha a priori no prevista, como es la del Unicaja, uno de los equipos grandes...
El ViveMenorca, que se presentó en Málaga con un pleno de cinco derrotas, inauguró su casillero de victorias en una cancha a priori no prevista, como es la del Unicaja, uno de los equipos grandes del baloncesto español.
 El ViveMenorca, que se presentó en Málaga con un pleno de cinco derrotas, inauguró su casillero de victorias en una cancha a priori no prevista, como es la del Unicaja, uno de los equipos grandes del baloncesto español.

MEDIOTIEMPO | Agencias5 de Noviembre de 2007

  • Kus fue el más efectivo ante la canasta adversaria

El ViveMenorca, que se presentó en Málaga con un pleno de cinco derrotas, inauguró su casillero de victorias en una cancha a priori no prevista, como es la del Unicaja, uno de los equipos grandes del baloncesto español.

El equipo insular, con una gran dirección del base serbio Marko Marinovic y un gran trabajo defensivo, amargó las evoluciones del conjunto malagueño, que sólo en el primer cuarto llevó la iniciativa.

Tras el salto inicial, la primera canasta fue del conjunto balear, pero el Unicaja rápidamente se puso por delante y controló la situación.

El escolta croata Davor Kus fue el más efectivo ante la canasta adversaria y el pívot senegalés Boniface Ndongb fue el más acertado en los rebotes, lo que le valió al equipo que entrena el italiano Sergio Scariolo para conseguir una ventaja de ocho puntos a falta de dos minutos para que concluyera el parcial (17-9).

No obstante, los de Ricard Casas nunca dejaron que el Unicaja jugara con facilidad y, gracias a una labor de conjunto, tanto en el reparto de los puntos como en la labor defensiva, recortaron la ventaja hasta dejarla sólo en dos puntos 19-17.

En el segundo cuarto se mantuvo la progresión en el juego de la formación menorquina, hasta el punto de que en el minuto 17 se llegó a una igualada a 29 puntos y de ahí se marchó el equipo visitante con una ventaja de hasta de nueve puntos (29-38).

El Unicaja, que fue superado en los rebotes, tanto defensivos como ofensivos, pese a ello logró recortar la desventaja y dejarla en cuatro puntos al descanso (34-38).

En la segunda parte el ViveMenorca mantuvo su intensidad en la defensa y sus buenos porcentaje de tiro, mucho mejores que el de los rivales y en una faceta en la que destacó Ratko Varda.

Los visitantes lograron cerrar el tercer cuarto con una ventaja de siete puntos (56-63), con lo que el partido quedó abierto para los últimos diez minutos.

El colista de la ACB, lejos de sentir la presión en el último parcial, mantuvo la serenidad ante un Unicaja precipitado en sus acciones y sin claridad de ideas, lo que llevó a que los visitantes alcanzasen ventajas de 18 puntos (62-80, m.39) que fueron definitivas.

Ficha técnica:

66 - Unicaja (19+15+22+10): Bojan Popovic (2), Davor Kus (12), Welsch (4), Boniface Ndong (3), Garmán Gabriel (5) -cinco inicial-, Berni Rodríguez (12), Carlos Cabezas (13), Carlos Jiménez (7) y Daniel Santiago (8).

83 - ViveMenorca (17+21+25+20): Mendiburu (4), Bazdaric (8), Chris Moss (9), Mario Stojic (13), Jesús Fernández (8) -cinco inicial-, Carlos Cazorla (2), Kaloyan Ivanov (2), Ratko Varda (17), Marinovic (20) y Paul Shirley (-).

Árbitros: Amorós, Sánchez Monserrat y Martínez Díez. Sin eliminados.

Incidencias: Partido disputado en el Palacio Martín Carpena ante algo más de nueve mil espectadores.

[EFE][foto: AP]

Newsletter MT
Suscríbete a nuestro boletín de noticias deportivas.
No te pierdas
×