Experiencia de Ventura termina con ilusión del ';Tiburón'; en Acapulco

La experiencia del español Santiago Ventura fue demasiada "medicina" para el ímpetu y las ganas del mexicano César Ramírez, quien tuvo un triste debut en el Abierto Mexicano de Tenis tras caer por...
La experiencia del español Santiago Ventura fue demasiada "medicina" para el ímpetu y las ganas del mexicano César Ramírez, quien tuvo un triste debut en el Abierto Mexicano de Tenis tras caer por parciales de 6-3 y 6-1.
 La experiencia del español Santiago Ventura fue demasiada "medicina" para el ímpetu y las ganas del mexicano César Ramírez, quien tuvo un triste debut en el Abierto Mexicano de Tenis tras caer por parciales de 6-3 y 6-1.

MEDIOTIEMPO | Agencias26 de Febrero de 2008

  • Era uno de los mexicanos favoritos

La experiencia del español Santiago Ventura fue demasiada "medicina" para el ímpetu y las ganas del mexicano César Ramírez, quien tuvo un triste debut en el Abierto Mexicano de Tenis tras caer por parciales de 6-3 y 6-1.

El "Tiburón", con "wild card" para la decimoquinta edición del certamen que se realiza en Acapulco, fue superado en una hora y 11 minutos por Ventura, 68 del ranking de la Asociación de Tenistas Profesionales (ATP).

La caída de Ramírez se suma a las de Bruno Rodríguez, Bruno Echagaray y Daniela Muñoz. La única representante de México que sigue con vida en el torneo es Melissa Torres.

Debido a los resultados obtenidos en los últimos meses, como su llegada a los Cuartos de Final en el Abierto Juvenil de Australia, César Ramírez, uno de los jugadores con mayor proyección en el tenis nacional, llegó a Acapulco como uno de los favoritos mexicanos, al menos para superar la primera ronda.  Pero enfrente tuvo a un experimentado "top-100" que nunca le permitió estar cómodo en la cancha, le impidió desarrollar lo mejor de su tenis y en la segunda manga lo dominó a placer para quedarse con el pasaje a la siguiente ronda, donde podría enfrentar al favorito, el argentino David Nalbandián.

Tras el 2-2 inicial que presagiaba un duelo igualado, Ventura tomó el mando de las acciones. Tras romper el servicio del "Tiburón", el ibérico hizo correr al local en el fondo de la cancha, lo volvió loco con algunas "dejaditas", y con otro quiebre sentenció la primera manga.

Ramírez y Ventura mantuvieron su servicio en el arranque de la segunda manga antes de que el "Tiburón" se "ahogara" en el juego del español, quien mantuvo el control del partido.

Ni los gritos de "México, México" o los cánticos de "tiburón, tiburón, tiburón, tiburón, tiburón a la vista, banista" hicieron despertar al juvenil de 18 años de edad, quien tuvo algunos destellos en el encuentro, mismos que fueron aplaudidos por la afición que acudió al estadio central del complejo Mextenis.

[ntx][foto: J. Reyes/MEXSPORT]

Newsletter MT
Suscríbete a nuestro boletín de noticias deportivas.
No te pierdas
×