Miguel ';Negro'; Hernández fue sacado en hombros tras empate con Omar Chávez

Una lluvia de vasos de cerveza, botellas y otros objetos fueron lanzados al cuadrilátero luego del fallo de los jueces como un empate en la pelea Semifinal de la velada "Golpes de Poder", este...
 Una lluvia de vasos de cerveza, botellas y otros objetos fueron lanzados al cuadrilátero luego del fallo de los jueces como un empate en la pelea Semifinal de la velada "Golpes de Poder", este sábado, entre el veracruzano Miguel "Negro" Hernández y el hij

Diego Hernández Tejeda | MEDIOTIEMPO (Enviado)Tijuana, Baja California. 22 de Junio del 2008

  • El dictamen de los jueces fue un empate entre Hernández y Chávez

Una lluvia de vasos de cerveza, botellas y otros objetos fueron lanzados al cuadrilátero luego del fallo de los jueces como un empate en la pelea Semifinal de la velada "Golpes de Poder", este sábado, entre el veracruzano Miguel "Negro" Hernández y el hijo menor de Julio César Chávez, Omar Chávez.

Al calor del ambiente y las cervezas, la afición que se dio cita en el Auditorio Municipal de esta ciudad fronteriza reaccionó agresiva cuando escucharon el 39-37 a favor de Chávez y los 38-38, y 38-38 que decretaban el empate, y que consideraron injusto luego de que Omar se la pasó reculando los cuatro asaltos y que el veracruzano fue al frente y le perdió el respeto en los últimos dos rounds.

Fueron cinco minutos de una lluvia de agua, cerveza, refrescos, botellas y más, por lo que tanto boxeadores, como edecanes, referee, jueces y hasta los organizadores de la velada tuvieron que correr para guarecerse en el vestidor.

Los silbidos, abucheos y el tradicional coro de ¡culero, culero! fue sólo el inicio de la protesta de más de tres mil espectadores y después arrojaron de todo dejando la lona encharcada por lo que el personal tuvo que trabajar tiempos extra para dejarla lista para el pleito estelar entre Alejandro "Terra" García y Luis Ramón "Yori Boy" Campas, que no tuvo problemas para ganar por nocaut con dos potentes ganchos al hígado y un derechazo en el rostro en el minuto uno con 49 segundos del primer round.

Después llegó la calma, Miguel Hernández salió en hombros y en contraste, el hijo de Julio César Chávez tuvo que salir por la puerta de atrás.

Por su parte, Julio César Chávez, quien a su vez había trabajado como comentarista de Televisión Azteca, salió echando pestes y recordándole, un poco atrasado, el Día de las madres, a una parte de la afición tijuanense.

El veracruzano Miguel Hernández, fue felicitado y se tomó la foto con el ex Campeón Mundial tijuanense Eric "Terrible" Morales y por toda la gente de la ciudad fronteriza, por lo que el empate, le supo a gloria.

[mt][foto: D. Hernández/MEDIOTIEMPO]

Newsletter MT
Suscríbete a nuestro boletín de noticias deportivas.
No te pierdas
×