Cautas esperanzas del boxeo cubano en Juegos Olímpicos Beijing 2008

Aunque sin despertar pasión nacional como el béisbol, el boxeo ha dado muchas satisfacciones a los cubanos como proveedor de Medallas Olímpicas, pero ahora también está en el centro de la...
Aunque sin despertar pasión nacional como el béisbol, el boxeo ha dado muchas satisfacciones a los cubanos como proveedor de Medallas Olímpicas, pero ahora también está en el centro de la preocupación con vista a los Juegos Olímpicos Beijing 2008.
 Aunque sin despertar pasión nacional como el béisbol, el boxeo ha dado muchas satisfacciones a los cubanos como proveedor de Medallas Olímpicas, pero ahora también está en el centro de la preocupación con vista a los Juegos Olímpicos Beijing 2008.

MEDIOTIEMPO | Agencias17 de Julio de 2008

  • Las esperanzas se cifran ahora en el campeón Yordenis Ugás

Aunque sin despertar pasión nacional como el béisbol, el boxeo ha dado muchas satisfacciones a los cubanos como proveedor de Medallas Olímpicas, pero ahora también está en el centro de la preocupación con vista a los Juegos Olímpicos Beijing 2008.

La deserción en busca de oportunidades que brinden un mejor nivel de vida, una actitud que para las autoridades locales equivale a traicionar la patria, ha sido en los últimos años el "talón de Aquiles" del considerado "buque insignia" del deporte cubano.

Poco antes de los Juegos de Atlanta, en Estados Unidos 1996, desertaron en México el campeón olímpico de Barcelona 1992, Joel Casamayor, y el titular mundial Ramón Garbey.

El pasado Campeonato Mundial de Chicago se celebró sin la presencia de los púgiles de la Isla cuando las autoridades determinaron no asistir al evento, argumentando el acecho a que podían verse expuestos los atletas por parte de promotores y buscadores de talento del boxeo rentado.

La situación ahora se presenta crítica tras perder al menos cinco posibles Medallas de Oro después que los campeones de Atenas 2004, Yan Barthelemi, Yuriorkis Gamboa y Odlanier Solís saltaron al profesionalismo captados por la empresa Arena Box Promotion.

Dos figuras esenciales, el Bicampeón olímpico y mundial Guillermo Rigondeaux, y el campeón mundial en 2005, Erislandy Lara, fueron separados de la selección nacional tras su aparente intento de desertar en los XV Juegos Panamericanos de Río de Janeiro.

Otro púgil al que se le adjudicaba una posible presea dorada, Mario Kindelán, se retiró del cuadrilátero.

A pocos días de iniciar la cita olímpica, los dirigentes del deporte cubano, esperan que el sorteo favorezca la ubicación de los púgiles en las jornadas eliminatorias.

Según el diario "Granma", del Partido Comunista, esa preocupación por las sorpresas que brindara el azar hace años sólo tenían los rivales de Cuba.

"Granma" recordó que en el pasado, los directivos acostumbraban a afirmar que lucharían "por los 11 títulos" en vísperas de una competencia internacional del nivel de Juegos Olímpicos, Panamericanos y Campeonatos del Mundo.

Por primera vez en 40 años, Cuba no estará representada en una justa veraniega en las 11 divisiones, ni habrá entre los 10 cubanos clasificados ninguno con experiencia olímpica y el entrenador principal del elenco isleño, Pedro Roque, se muestra modesto al reclamarsele vaticinios.

Las esperanzas se cifran ahora en el campeón mundial del 2005 en los ligeros, Yordenis Ugás; el titular juvenil del orbe en los welter, Carlos Banteur; el monarca panamericano de los medianos, Emilio Correa; y el también experimentado mosca, Andry Laffita.

La delegacion cubana a Beijing, conformada por poco más de 150 deportistas, competirá en 16 disciplinas y, según dijo a periodistas el presidente del Comité Olímpico Cubano, José Ramón Fernández, lleva "la convicción de quedar entre los 10 primeros países".

El atletismo contará con figuras como Dayron Robles, plusmarquista mundial de los 110 metros con vallas, y Yargelis Savigne, campeona mundial de salto triple.

A ellos se suman la titular olímpica y plusmarquista mundial de la jabalina, Osleydis Menéndez, así como la subtitular olímpica y mundial del martillo, Yipsi Moreno.

El elenco de judo lo encabeza Driulis González (57 kilos), quien aspira a una quinta medalla olímpica tras conquistar el oro (1996), la plata (2000) y dos bronce (1992) y (2004).

Yusisel Laborde, doble campeona mundial y bronce olímpico de 78 kilos, desertó en mayo pasado, pero especialistas descartan que su abandono afecte excesivamente los resultados.

El voleibol femenino, el otro deporte colectivo clasificado, buscará una quinta presea olímpica después de las tres medallas de oro olímpicas conquistadas en 1992, 1996, 2000 y la de bronce en el 2004.

A finales de diciembre pasado, la selección obtuvo su clasificación para Beijing en el torneo correspondiente a la zona de Norteamérica, Centroamérica y el Caribe (NORCECA), celebrado en Monterrey, México.

En lucha están el monarca mundial de los más de 120 kilos en la modalidad grecorromana, Mijail López, y Yandro Quintana, campeón defensor de los 60 kilos en la especialidad libre, en tanto, en taekwondo destacan Angel Volodia Matos (84 kilos), medalla de oro olímpica en el 2000, y el campeón mundial Gessler Viera (67).

[ntx][foto: Mexsport]

Newsletter MT
Suscríbete a nuestro boletín de noticias deportivas.
No te pierdas
×