Sufrió novillero Miguel Jaén cornada en muslo que lo manda al hospital

Un novillero en el hospital y seis muy buenos pares de banderillas, tres por parte del subalterno Gustavo Campos y los tres restantes de Christian Sánchez, fueron las notas destacadas de la décima...
Un novillero en el hospital y seis muy buenos pares de banderillas, tres por parte del subalterno Gustavo Campos y los tres restantes de Christian Sánchez, fueron las notas destacadas de la décima octava novillada 2008 de la Plaza Arroyo.
 Un novillero en el hospital y seis muy buenos pares de banderillas, tres por parte del subalterno Gustavo Campos y los tres restantes de Christian Sánchez, fueron las notas destacadas de la décima octava novillada 2008 de la Plaza Arroyo.  (Foto: Reuters)
(Notimex) -

MEDIOTIEMPO | Agencias27 de Septiembre de 2008

  • Los astados que envió el ganadero Pablo Gerard tuvieron muy buena presencia

Un novillero en el hospital y seis muy buenos pares de banderillas, tres por parte del subalterno Gustavo Campos y los tres restantes de Christian Sánchez, fueron las notas destacadas de la décima octava novillada 2008 de la Plaza Arroyo.

El zacatecano Miguel Jaén fue cogido por el novillo "Terapista", quien le propinó una cornada de dos trayectorias en el muslo derecho, que cortaron la arteria femoral. El joven diestro fue retirado de inmediato del ruedo y llevado a la enfermería, donde se le estabilizó y después se le trasladó a un hospital.

El cartel para este sábado estaba compuesto por los novilleros mexicanos Jorge Reyna "El Piti", Miguel Jaén, el diestro peruano David Carrasco y el ecuatoriano Curro Rodríguez, quienes lidiaron cuatro muy buenos ejemplares de la ganadería guanajuatense de Campo Hermoso.

Los astados que envió el ganadero Pablo Gerard tuvieron muy buena presencia, difíciles y peligrosos, con promedio de 383.5 kilogramos de peso.

Inició el festejo el potosino Jorge Reyna "El Piti", quien vistió un terno fuschia y oro y que trasteó a "Rebocero". El novillero oriundo de la ciudad de San Luis Potosí mostró deseos de agradar y se arrimó a los terrenos del burel.

"El Piti" intentó por todos los medios sacarle pases al astado que le tocó en suerte, lo que no lograba a cabalidad pues por momentos el burel se quedaba corto y no completaba el recorrido, mostrando además gran peligrosidad, pues en varias ocasiones hizo por el joven novillero.

Tanto pisar los terrenos del novillo acabó por tener su consecuencia y en una de las tantas ocasiones en las que el burel se quedó en el recorrido encontró desprotegido a Reyna, al que mandó al suelo, aunque todo quedó en un susto.

Esto hizo que el matador optara por despachar ya al novillo pero no lo hizo bien, pues dejó poco más de media estocada y al no doblar el animal fue necesario que el diestro le diera tres descabellos, antes de que cayera, por lo que por su labor escuchó aplausos.

Por lo que toca al segundo alternante, el zacatecano Miguel Jaén, vistió un terno amarillo y negro y tuvo en suerte a "Terapista", otro bien presentado y difícil astado de Campo Hermoso de 388 kilos de peso.

El zacatecano no supo cómo lidiar a este burel, pues si bien mostraba técnica, ésta no le ayudó a evitar que fuera enviado al hospital. Antes de ser cogido, el subalterno Gustavo Campos emocionó al público asistente al colocar tres soberbios pares de banderillas, por lo que salió al tercio a recibir aplausos.

En el último tercio de la lidia, el astado de Campo Hermoso derribó a Jaén, quien no pudo evitar que le clavara uno de sus cuernos en la parte anterior del muslo, por lo que fue rápidamente llevado a la enfermería.

"El Piti" se encargó de pasaportar a este novillo, quien ahora dejó media estocada tendida trasera y como el animal no doblaba, fue necesario que el diestro sanluisino le diera tres pinchazos para poder doblegarlo.

El tercer alternante fue el peruano David Carrasco, quien vistió un terno rosa y plata y que lidió a "Veterano", quien en la romana registró 378 kilogramos.

En esta ocasión quien brilló fue el subalterno Christian Sánchez al ponre tres hermosos pares de banderillas, por lo que también salió al tercio para ser aplaudido por su labor.

Por lo que toca al nacido en la ciudad de Lima, quiso pero no pudo, nunca logró acomodarse con el toro y lo acabó matando luego que en primera instancia pinchara para después dejar estocada.

El último novillo de este festejo fue "Tortolito", quien registró 374 kilos en la báscula y que correspondió al ecuatoriano Curro Rodríguez, quien vistió de azul media noche y negro.

El ecuatoriano, teniendo como antecedente las espléndidas actuaciones de los banderilleros, no permitió que éstos colocar los palitroques y su segundo par fue el más destacado.

En la parte final, el ecuatoriano buscó por todos lados, toreando por derecha e izquierda, ver por dónde era más toreable el novillo, quien se frenaba en pleno recorrido, por lo que era complicado arrancarle pases y optó por despacharlo con media estocada que tardó en hacer efecto.

[ntx][foto: EFE][r/geca]

Newsletter MT
Suscríbete a nuestro boletín de noticias deportivas.
No te pierdas
×