España sale mejor parada que Argentina en la Final

Aunque la serie con España terminó el sábado 1-1, Argentina quedó sumida en el desconcierto porque su astro Juan Martín del Potro terminó lesionado y estaba en duda para el domingo cuando se...
Aunque la serie con España terminó el sábado 1-1, Argentina quedó sumida en el desconcierto porque su astro Juan Martín del Potro terminó lesionado y estaba en duda para el domingo cuando se definirá el Campeón de la Copa Davis de 2008.
 Aunque la serie con España terminó el sábado 1-1, Argentina quedó sumida en el desconcierto porque su astro Juan Martín del Potro terminó lesionado y estaba en duda para el domingo cuando se definirá el Campeón de la Copa Davis de 2008.

MEDIOTIEMPO | Agencias21 de Noviembre de 2008

  • "Son cosas que pasan, tampoco se murió nadie"

Aunque la serie con España terminó el sábado 1-1, Argentina quedó sumida en el desconcierto porque su astro Juan Martín del Potro terminó lesionado y estaba en duda para el domingo cuando se definirá el Campeón de la Copa Davis de 2008.

Del Potro, la mejor raqueta albiceleste y noveno en el mundo, acusó cerca del final una contractura en el aductor de su pierna derecha cuando Feliciano López (31) le ganó 4-6, 7-6 (2), 7-6 (4), 6-3 en 3 horas y 19 minutos en un enfervorizado estadio Malvinas Argentinas.

"Son cosas que pasan, tampoco se murió nadie", dijo Del Potro. "Solo es un partido de tenis, aunque es importante", dijo Del Potro, agregando que recién el sábado se conocerá el grado de su lesión que al principio se dijo que era una contractura en su pierna derecha.

Poco antes, la felicidad había embargado a los albicelestes con el triunfo del ídolo nacional del tenis, David Nalbandian (11), quien vapuleó 6-3, 6-2, 6-3 a David Ferrer (12).

Con la caída de Del Potro agravada por su lesión, los cantos triunfales de la mayoría de las casi 10.000 personas en el estadio Islas Malvinas quedaron el recuerdo. Entonces, la melodía se asemejó a un silencio entonado por un coro triste de ángeles.

"Esto es para morirse, no se puede creer", dijo Marisol Tejada, de 26 años, una aficionada al tenis que salía del estadio con un par de amigos. "Veníamos para un dos a cero y nos vamos empatados y con Del Potro lesionado".

En el polo opuesto a Del Potro estaba Nalbandian, quien tendrá que sacar las castañas del fuego el sábado ya que jugará el doble en compañía de Agustín Calleri, ante la fuerte dupla que forman López-Fernando Verdasco, que en ese rubro figuran 14tos en el mundo.

"Voy a ser tozudo, la pareja es la misma que nos ha dado tantas satisfacciones", dijo el capitán español Emilio Sánchez Vicario aludiendo a López-Verdasco, tranquilo porque el empate y la lesión de Del Potro deja a la "Armada" encaminada en la ruta del triunfo.

En Argentina, el timbre de alarma sonó con fuerza ya que Del Potro viene con un importante envión anímico que sobre el cierre de la temporada le permitió ganar cuatro torneos seguidos en el circuito.

"No estoy en mi mejor estado de humor", subrayó luego un "Delpo" acongojado.

López, a su vez, destacó que entró condicionado al partido por la derrota de Ferrer. "No es lo mismo entrar a la cancha 1-0 arriba que 1-0 abajo".

Sánchez Vicario dijo no hay favoritos ya que lo único que sirve es jugar bien y ganar y que el resultado de la Final es impredecible.

"Esa es la magia de la Copa Davis", dijo el capitán español, cuyo equipo se vio diezmado por la baja por lesión del número uno del mundo, Rafael Nadal.

Argentina busca ganar la Ensaladera de Plata por primera vez tras las frustraciones sufridas cuando perdió la final de 1981 ante Estados Unidos y en 2006 con Rusia, mientras que España aspira embolsarla por tercera vez tras los éxitos de 2000 y 2004.

Cualquiera sea el resultado del sábado, el campeón se conocerá un día después con los choques de individuales que en principio deberán jugar Del Potro-Ferrer y Nalbandian-López.[AP][foto: AP][r/geca]

Newsletter MT
Suscríbete a nuestro boletín de noticias deportivas.
No te pierdas
×