Brasil, uno de los grandes perdedores en Beijing 2008

Brasil, que quedó en el lugar 23 del medallero de los Juegos Olímpicos de 2008, fue uno de los mayores derrotados en Beijing debido a que, por su potencialidad económica, el país debió haber...
Brasil, que quedó en el lugar 23 del medallero de los Juegos Olímpicos de 2008, fue uno de los mayores derrotados en Beijing debido a que, por su potencialidad económica, el país debió haber quedado como sexto, según un estudio.
 Brasil, que quedó en el lugar 23 del medallero de los Juegos Olímpicos de 2008, fue uno de los mayores derrotados en Beijing debido a que, por su potencialidad económica, el país debió haber quedado como sexto, según un estudio.
Río de Janeiro, Brasil -
  • Ganó 3 Medallas de Oro, 4 de Plata y 8 de Bronce

Brasil, que quedó en el lugar 23 del medallero de los Juegos Olímpicos de 2008, fue uno de los mayores derrotados en Beijing debido a que, por su potencialidad económica, el país debió haber quedado como sexto, según un estudio realizado por Economistas de un organismo oficial.

El estudio, presentado este mes por el estatal Instituto de Pesquisa Económica Aplicada (IPEA), clasificó a los países que conquistaron Medallas en los Juegos Olímpicos de China según su eficiencia, es decir la relación entre Medallas conquistadas y su potencialidad económica, medida por el Producto Interno Bruto (PIB) y por la población el año pasado.

De acuerdo con la clasificación realizada por el IPEA, Brasil quedó en la posición 55 del medallero teniendo en cuenta su eficiencia, con apenas un 30,9 por ciento.

Ello debido a que Brasil se despidió de Beijing con 3 Medallas de Oro, 4 de Plata y 8 de Bronce, pese a que, de acuerdo con su potencialidad, tenía que haber conquistado 20 Medallas de Oro, 18 de Plata y 26 de Bronce.

Eso, según los Economistas del IPEA, es lo que se puede esperar de un país que tiene el noveno mayor PIB del mundo (1,9 billones de dólares en 2008 teniendo en cuenta la paridad del poder de compra) y la quinta mayor población mundial (191 millones de habitantes).

De acuerdo con el Instituto, el desempeño alcanzado en Beijing por un país con la sexta mayor potencialidad del mundo apenas puede ser clasificado como "insatisfactorio".

"Brasil, pese a su elevado PIB y su numerosa población, no presentó un resultado de acuerdo con las expectativas", según el estudio"Evaluación de la Eficiencia Técnica de los Países en los Juegos Olímpicos de Beijing 2008".

"Brasil no fue eficiente bajo ningún criterio ni se ubicó bien en la clasificación final", agregó el estudio.

"Enviamos a Beijing una Delegación récord en la historia (277 atletas) y podía pensarse que Brasil disfrutaría, al menos, de un desempeño mediano en términos de eficiencia en los Juegos Olímpicos. Pero esa hipótesis no fue corroborada por los resultados", según el estudio.

Según los Economistas Alexandre Marinho, Simone de Souza Cardoso y Vivian Vicente de Almeida, autores de la investigación, Brasil fue el 23 entre los 87 países que conquistaron Medallas, pero fue el 55 teniendo en cuenta su eficiencia.

Los Economistas justificaron el análisis de la eficiencia como un método que permite aproximarse mejor a las condiciones de desempeño de cada país.

"Así como países muy ricos y poblados (como China y Estados Unidos) demostraron gran capacidad en generar equipos y atletas victoriosos, países con pequeño PIB y población reducida, pero que alcanzaron resultados importantes en Medallas (como Jamaica, Mongolia y Zimbabwe), pueden ser considerados muy eficientes", de acuerdo con la investigación del IPEA.

"Además de haber ganado pocas Medallas, Brasil fue ineficaz en la producción de Medallas. En términos relativos, el país está mucho más mal ubicado que lo que muestra el medallero oficial", afirmó Marinho al presentar el estudio esta semana en Río de Janeiro.

Según el Economista, considerando su riqueza, tamaño de población y expectativa de vida, Brasil tenía que estar entre los seis primeros en el medallero, pero considerando riqueza, población y longevidad tenía que meterse entre los cuatro primeros al lado de China, Estados Unidos y Rusia.

De acuerdo con los cálculos del IPEA, Brasil tiene una potencialidad económica que le hubiese permitido disputar el lugar con Rusia (sexto mayor PIB y séptima mayor población), que quedó tercero en el medallero con 72 Medallas (23 de Oro, 21 de Plata y 28 de Bronce), casi cinco veces más que las conquistadas por los brasileños.

"Por su potencialidad económica, Brasil tendría que ser una potencia olímpica. Tenemos que buscar las razones por las cuales no lo somos", según Marinho.

La clasificación realizada por el IPEA tan sólo identificó un país que, por su potencialidad, tuvo un desempeño tan decepcionante como el brasileño: India.

India, con la segunda mayor población mundial y el cuarto PIB, apenas conquistó un Oro y dos Bronces en Beijing (lugar 50 en el medallero).

Por su potencialidad, India también tenía condiciones de meterse entre los tres primeros, ya que de este país se esperaban 75 Medallas (24 Oros, 22 Platas y 29 Bronces).

Su índice de eficiencia fue de apenas el 6,97 por ciento, tan sólo superior al de Egipto (6,39 por ciento) y tan bajo como el de Venezuela (7,06 por ciento), Irán (7,11 por ciento) y Sudáfrica (7,48 por ciento).

Por el contrario, los países con mayor índice de eficiencia fueron Zimbabwe (100 por ciento), Estados Unidos (100 por ciento), Ucrania (100 por ciento), Trinidad y Tobago (100 por ciento), Togo (100 por ciento), Rusia (100 por ciento), Noruega (100 por ciento), Mongolia (100 por ciento) y Jamaica (100 por ciento).

Jamaica (77 país en tamaño del PIB entre los que ganaron Medallas y 78 en población), Mongolia (84 en PIB y 79 en población) y Zimbabwe (86 en PIB y 45 en población) figuran entre los más eficientes pese a estar entre los últimos en PIB y población. Jamaica fue décimo tercero en el medallero (6 Oros, 3 Platas y 2 Bronces).

Pese a que fue el primer país en el medallero, China (primer país mundial en población y segundo en PIB) se ubicó en el décimo tercer lugar en la lista de los países más eficientes (también con un 100 por ciento) debido a que, por sus potencialidades económicas, podía haber conquistado más preseas.

Los anfitriones terminaron los Juegos Olímpicos con 100 Medallas (51 Oros, 21 Platas y 28 Bronces), frente a las 110 de los Estados Unidos (36 Oros, 38 Platas y 36 Bronces), que fueron los segundos en el medallero. Los Estados Unidos son el país del mayor PIB mundial y terceros en número de habitantes.

Según el IPEA, el objetivo del estudio no es explicar las razones del rendimiento mediocre de Brasil en los Juegos Olímpicos sino reflejar ese mal desempeño.

La conclusión es que el desempeño deportivo no depende de la potencialidad económica de un país y que puede ser perjudicado por problemas como la mala infraestructura deportiva o deficiencias en la formación de los atletas.

"Obviamente cualquier comparación entre resultados debe ser realizada y encarada con grandes precauciones", aclararon los autores del informe.

Newsletter MT
Suscríbete a nuestro boletín de noticias deportivas.
No te pierdas
×