Serena Williams acusa a Martínez Sánchez de hacer trampa

Serena Williams estaba segura de que la pelota había rebotado en el brazo de su oponente, algo que es tabú en el tenis. La oponente, María José Martínez Sánchez, insistió que la pelota rebotó en...
Serena Williams estaba segura de que la pelota había rebotado en el brazo de su oponente, algo que es tabú en el tenis. La oponente, María José Martínez Sánchez, insistió que la pelota rebotó en su raqueta.
 Serena Williams estaba segura de que la pelota había rebotado en el brazo de su oponente, algo que es tabú en el tenis. La oponente, María José Martínez Sánchez, insistió que la pelota rebotó en su raqueta.
París, Francia -
  • Williams si creía que la pelota rozó a Martínez

Serena Williams estaba segura de que la pelota había rebotado en el brazo de su oponente, algo que es tabú en el tenis. La oponente, María José Martínez Sánchez, insistió que la pelota rebotó en su raqueta.

Williams acusó a Martínez Sánchez de "hacer trampa". A Martínez Sánchez le pareció que semejante acusación era "tonta".

El hecho es que el punto cuestionado ayudó a la española a ganar el primer set de su partido en el Abierto de Francia el sábado. Y que, para colmo, Williams sufrió un ataque de tos durante un cambio de lados en el tercer set. Todo esto, que culminó en una victoria 4-6, 6-3, 6-4 para Williams, aparece como el ejemplo más reciente del histrionismo de la atleta/actriz estadounidense.

"Yo soy dramática. Y no quiero ser dramática", dijo Williams con voz ronca y evidente esfuerzo. "Soy como una de esas chicas en un programa de realidad simulada que es puro drama y el resto las odia porque, hagan lo que hagan, el drama las sigue. No quiero ser esa chica".

Puede que no. Pero la Campeona del Abierto de Francia en el 2002, que suele actuar, tiene un singular talento para crearse situaciones dramáticas en la cancha.

Esto es lo que sucedió en el partido del sábado por la tercera ronda:

Con 2-2 en el primer set, Williams tuvo una doble falta para darle el punto para rompimiento a Martínez Sánchez, que es la 43 en el escalafón mundial y nunca ha llegado a la cuarta ronda en un Torneo de Grand Slam. En el punto siguiente, Martínez Sánchez corrió a la red por un tiro corto en el que también Williams se acercó a la red. Esta pegó un revés derecho hacia la española.

En un aparente esfuerzo tanto por protegerse como por devolver de volea, la zurda Martínez Sánchez alzó su raqueta. La pelota rebotó ¿en su raqueta?, ¿en su brazo?, ¿en ambos? y pasó a Williams. El punto y el game fueron para la española.

La cadena NBC, que televisó el partido, permitió a The Associated Press ver las repeticiones, en las cuales parece que la pelota golpea el antebrazo derecho de Martínez Sánchez y luego a su raqueta antes de pasar la red. La regla dice que si la pelota toca a un jugador, el punto es para el otro.

En la conferencia de prensa posterior, le preguntaron a Williams si creía que la pelota rozó a Martínez Sánchez.

"Yo no creí que la pelota la tocó: la pelota sí la tocó, 100 por ciento. La regla del tenis es que si la pelota toca tu cuerpo, queda fuera de juego. Pierdes el punto automáticamente", dijo Williams. "Entonces la pelota tocó su cuerpo, y por lo tanto, debería haber perdido el punto en lugar de hacer trampa".

Conocidas las declaraciones de Williams, Martínez Sánchez dijo: "No quiero hacer comentarios sobre esto. Es una declaración tonta".

Consultada en inglés y español sobre si la pelota la había tocado, dijo reiteradamente que rebotó en su raqueta.

En cuanto a la salud de Williams, la ganadora de 10 títulos individuales de Grand Slam dijo que estaba resfriada.

"Pensé que iba a escupir un pulmón, o algo así", dijo Williams.

El drama al corriente.

Newsletter MT
Suscríbete a nuestro boletín de noticias deportivas.
No te pierdas
×