Lakers se llevó el primer juego de la Serie Final de la NBA

Los Lakers de Los Angeles se llevaron el primer juego de la Serie Final de la NBA, venciendo con amplia ventaja 100-75 a un Orlando que simplemente nunca encontró su juego y perdió la magia que...
Los Lakers de Los Angeles se llevaron el primer juego de la Serie Final de la NBA, venciendo con amplia ventaja 100-75 a un Orlando que simplemente nunca encontró su juego y perdió la magia que los hizo llegar a la Final.
 Los Lakers de Los Angeles se llevaron el primer juego de la Serie Final de la NBA, venciendo con amplia ventaja 100-75 a un Orlando que simplemente nunca encontró su juego y perdió la magia que los hizo llegar a la Final.  (Foto: Reuters)
(Reuters) -

Los Lakers de Los Angeles se llevaron el primer juego de la Serie Final de la NBA, venciendo con amplia ventaja 100-75 a un Orlando que simplemente nunca encontró su juego y perdió la magia que los hizo llegar a la Final, gracias a una monumental exhibición de Kobe Bryant. El líder angelino anotó 40 puntos (16/34 en tiros), recogió ocho rebotes y repartió ocho asistencias. El 24 angelino obtuvo la ayuda de Pau Gasol, con 16 puntos y ocho rebotes, en tanto que el pívot Dwight Howard, perfectamente defendido, con 12 puntos y 15 rebotes fue el mejor de la plantilla de los Magic en la que ninguno de sus jugadores ha disputado previamente una Final. Una vez más, Lamar Odom como sexto hombre para los Lakers, resultó determinante: 11 tantos y 14 rebotes. Stan Van Gundy, técnico de Orlando, apostó fuerte con la entrada al comienzo del segundo cuarto de Jameer Nelson, lesionado desde febrero. Así rompía la rotación de bases que había guiado a su equipo hasta la Final durante las eliminatorias por el título. Y la jugada le salió mal. Desde el comienzo y tras el saque de honor a cargo de "Magic" Johnson, se confirmaron los emparejamientos entre Andrew Bynum-Howard (kilos y calidad en la pintura) y Gasol-Rashard Lewis (la mayor altura y versatilidad del español frente al acierto exterior de su rival). El joven Bynum se apuntó la primera canasta de la Final, a pase de Gasol dentro de la zona. Los Magic contaron con un arranque perfecto del alero turco Hedo Turkoglu e hicieron valer su juego en equipo para ponerse por delante al final del primer periodo (22-24), que sólo sirvió para que ambos equipos se tanteasen. Para entonces, tanto Bynum como Howard se habían ido ya al banquillo con dos faltas, mientras los Lakers recibían la mala noticia del poco acierto de Bryant de cara al aro (seis puntos, en una serie de 3/9). Era algo pasajero. Por entonces en los Magic saltaba la sorpresa con la entrada en pista del base "All-Star" Jameer Nelson, recién recuperado de la lesión en el hombro derecho sufrida el 2 de febrero, por la que tuvo que pasar por el quirófano. El pequeño tirón de Orlando al comienzo del segundo cuarto (31-26) fue neutralizado por Luke Walton, nota positiva para los locales, por Bryant, que terminó de desperezarse con seis puntos consecutivos, y por Derek Fisher, quien con un triple puso el 41-34 en el marcador, tras un parcial de 13-1. No estaba fino Nelson. Ni en ataque ni en defensa, sobrepasado en ocasiones incluso por el veterano Fisher, que anotó bajo aro tras un saque de fondo para poner a los suyos diez arriba (51-41) justo antes del descanso. Era el momento de los angelinos. Tanto que dispararon la renta hasta los 26 puntos (82-56, tras un rechace convertido por Gasol), con Bryant como dueño y señor del partido mientras se sucedían sus suspensiones y penetraciones. Anotó 18 puntos en ese cuarto y con sus acciones sepultó a unos Magic en coma. Sin lugar a dudas, Kobe Bryant fue el hombre del partido, anotando 40 puntos en una espectacular demostración del mejor básquetbol del mundo, ante un Orlando confundido, desorganizado y que esta vez no se conectó con sus estrellas. El equipo de Florida anotaba un 31 por ciento de sus tiros y era superado con claridad en el rebote (38-28). Así los Magic siguieron sin responder mientras la renta se hacía más abultada a favor de los californianos (88-60), que disfrutaron de un plácido final de partido a pesar de no bajar un ápice su intensidad y de tener la mente ya puesta en el domingo, fecha del segundo envite. Durante la temporada regular los Magic se habían impuesto a los Lakers las dos veces que se enfrentaron. La primera, en diciembre, por 106-103 en Orlando, y la segunda, en enero, por 103-109 en Los Ángeles. La primera mitad del partido estuvo muy peleada y bastante pareja, sin embargo, a medida que avanzaban los minutos del tercer cuarto, Lakers comenzaba a marcar la distancia con la que se llevó el encuentro. Poco a poco los angelinos dejaban en evidencia a un Orlando, que para muchos llegó a la Final con mucha suerte, aunque se sabe que la serie aún empieza, por lo que Orlando podría despertar en cualquier momento, sabiendo que tendrá la oportunidad de emparejar cuando la serie viaje a Orlando. El próximo juego de la Serie Final de la NBA será el domingo, a las 19:00 hrs, tiempo de México, desde el Staples Center, donde se espera otro vibrante choque.

Newsletter MT
Suscríbete a nuestro boletín de noticias deportivas.
No te pierdas
×