Federer ante la cima mundial y la historia

La ausencia del defensor del título, Rafael Nadal, desluce gran parte de la carrera por el torneo de Wimbledon, pero le deja el camino libre a Federer para ganar y hacer historia.
La ausencia del defensor del título, Rafael Nadal, desluce gran parte de la carrera por el torneo de Wimbledon, pero le deja el camino libre a Federer para ganar y hacer historia.
 La ausencia del defensor del título, Rafael Nadal, desluce gran parte de la carrera por el torneo de Wimbledon, pero le deja el camino libre a Federer para ganar y hacer historia.
Londres, Inglaterra (Reuters) -
  • De ganar Federer, sumaría quince 'majors' y desharía el empate que tras París mantiene con el estadounidense Pete Sampras

La ausencia del defensor del título, Rafael Nadal, desluce gran parte de la carrera por el torneo de Wimbledon, tercer Grand Slam de la temporada, pero amplía, sin embargo, las expectativas del suizo Roger Federer, que podría recuperar el cetro mundial y convertirse en la mejor raqueta de la historia, y del escocés Andy Murray. La baja del tenista español, campeón hace un año en una final memorable, ha generado una trascendencia histórica impensable hace una semana, cuando la confianza en la participación del balear aún permanecía. Y es que si el tenista de Basilea, revitalizado tras la conquista de Roland Garros, su gran asignatura pendiente, suma este curso su sexto Wimbledon, sumaría quince 'majors' y desharía el empate que tras París mantiene con el estadounidense Pete Sampras, con catorce Grand Slam. Ya no habría dudas de que, al menos numéricamente, Federer sería el mejor de la historia. De paso, el triunfo en Wimbledon devolverá al jugador helvético a la cima del ránking ATP, que cayó en manos de Rafael Nadal a finales de agosto de 2008. El balear ha aguantado con Federer a rebufo. Pero sus ausencias por problemas físicos pueden cambiar de nuevo la tendencia del tenis mundial. Federer admitía el sábado en el All England Club su "decepción" ante la baja de Nadal, a quien se refirió como su "principal rival" en el circuito aunque está claro que el helvético tiene ahora, en teoría, mucho más fácil la victoria. Federer, que se enfrentará el lunes en el primer turno de la pista central, con el nuevo techo retráctil, a Yen-Hsun Lu, necesita ganar el título para volver a lo más alto del ránking, mientras que el manacorense volvería entonces a ser segundo del mundo, un puesto que mantuvo durante cuatro años. Por otro lado, la ausencia del mallorquín hace que esta competición sea, en principio, más asequible a otros grandes jugadores. Es el caso del escocés Andy Murray, tercero del mundo, ganador del torneo de hierba de Queen's y gran esperanza del tenis británico, que tendrá como primer rival al estadounidense Robert Kendrick. Si mantiene su nivel y es capaz de doblegar a Federer, el escocés podría ser el primer británico en imponerse en Wimbledon desde que lo hiciera Fred Perry en 1936. Murray cuenta con opciones de asaltar también la cima del circuito. Aunque para ello debe ganar el título. Eliminado en cuartos el año pasado, precisamente frente a Nadal, pone en juego sólo 360 puntos. Si gana en Londres, aunque Federer alcance la final, será el nuevo dueño del circuito. El escocés, sin embargo, ha querido "desinflar" cualquier expectación mediática y aunque ha reconocido que este año, a diferencia del anterior, se siente "preparado" para ganar un Grand Slam, para lograrlo deberá emplear su "mejor tenis". Otro de los grandes favoritos es el serbio Novak Djokovic, el cuarto del mundo, que también jugará mañana en la "Catedral" ante el francés Julien Benneteau; sin olvidar al argentino Juan Martín Del Potro, que aún tiene que demostrar su valía sobre esta superficie. Otro candidato es el estadounidense Andy Roddick, con un poderosísimo saque que le convierte en una de las grandes amenazas, y también hay que hablar del sueco Robin Soderling, verdugo de Nadal en Roland Garros y que arrancará mañana en la Central ante el luxemburgués Gilles Muller. En el cuadro femenino, la atención se centra de nuevo en las hermanas Williams, Venus, defensora del título, y Serena, la menor del clan; además de la primera favorita, la rusa Dinara Safina.

Newsletter MT
Suscríbete a nuestro boletín de noticias deportivas.
No te pierdas
×