Federer dominó a Djokovic y sueña ya con su décimosexto Grand Slam

En tres disputados sets en los que los dos tenistas estuvieron muy acertados con sus saques, el partido cayó del lado de Federer gracias al acierto del suizo en los juegos decisivos del partido.
 En tres disputados sets en los que los dos tenistas estuvieron muy acertados con sus saques, el partido cayó del lado de Federer gracias al acierto del suizo en los juegos decisivos del partido.  (Foto: Matías Langer)
Nueva York, Estados Unidos -
  • Con esta victoria, el actual número uno del mundo se aseguró la opción de revalidar el título del US Open por sexta vez consecutiva

El número uno mundial, el suizo Roger Federer, apretó la mano cuando tuvo que hacerlo para vencer al serbio Novak Djokovic (N.4) por 7-6 (7/3), 7-5, 7-5, y se clasificó este domingo a la final del Abierto de tenis de Estados Unidos, donde se enfrentará al argentino Juan Martín del Potro. Jugando un tenis de altura, el número uno mundial y cinco veces campeón del US Open venció a Djokovic en dos horas y 34 minutos de juego, con pasajes de leyenda y un servicio imparable. El suizo tuve tintes mágicos ante un Djokovic que no bajaba los brazos, impotente ante la perfección de Federer, que ahora quedó a ley de una victoria de ganar su sexta corona consecutiva aquí, ofreciendo pinceladas asombrosas. Preparó el match point con un espectacular winner, cuando golpeó la bola de espaldas y entre sus piernas. A primera hora, Del Potro jugó uno de los mejores partidos de su corta carrera profesional para derrotar al español Rafael Nadal, tercer favorito, en tres sets corridos de 6-2, y avanzar a su primera final de un Gran Slam. El desafío que tendrá Del Potro el lunes será inmenso: cortar la racha de 40 victorias en fila que Federer ha enhebrado aquí, un adversario que sólo se ha perdido una de las últimas 18 finales en los Grand Slams. Quizás sea una casualidad del destino, pero la última vez que Federer perdió en el US Open fue ante un argentino. Es fue David Nalbandian por la cuarta ronda en 2003. Pero Del Potro ha demostrado una y otra vez que no se achica, lo cual se pudo apreciar con la contundencia con la que se deshizo de Nadal en la primera semifinal. "Hice lo que tenía que hacer en todo momento. Concentrado", declaró Del Potro para hacer un balance de un tenis sublime en el estadio Arthur Ashe. Su récord personal contra Federer no es alentador, seis derrotas en igual números de enfrentamientos, pero tiene fresco el recuerdo de la semifinal que disputaron en el pasado Roland Garros. Del Potro sacó una ventaja 2-1 en sets antes de sucumbir en cinco.

Newsletter MT
Suscríbete a nuestro boletín de noticias deportivas.
No te pierdas
×