Admitió Contador que la última etapa de la París-Niza será difícil

El actual Campeón del Tour de Francia, el español Alberto Contador, del equipo Astana, declaró que pese a que conoce bastante bien el trayecto de la última etapa de la París-Niza, será una jornada...
El actual Campeón del Tour de Francia, el español Alberto Contador, del equipo Astana, declaró que pese a que conoce bastante bien el trayecto de la última etapa de la París-Niza, será una jornada difícil.
 El actual Campeón del Tour de Francia, el español Alberto Contador, del equipo Astana, declaró que pese a que conoce bastante bien el trayecto de la última etapa de la París-Niza, será una jornada difícil.
París, Francia (Notimex) -
  • Contador sigue en el liderato de la París-Niza y está cerca de coronarse

El actual Campeón del Tour de Francia, el español Alberto Contador, del equipo Astana, declaró que pese a que conoce bastante bien el trayecto de la última etapa de la París-Niza, será una jornada difícil.

"Me sé el recorrido al dedillo porque casi siempre lo he aprovechado para atacar" A falta de un día para que concluya dicha competencia, Contador se mantiene de líder con un tiempo de 25 horas, 43 minutos y 24 segundos y pese a ello el español consideró que mañana domingo será "un día difícil". "Me sé el recorrido al dedillo porque casi siempre lo he aprovechado para atacar", dijo el bicampeón del Tour. "Esta vez, en un principio, y digo en un principio, la afrontaré de manera diferente, pero ya veremos cómo transcurre todo. De momento voy a descansar para tratar de llegar en las mejores condiciones posibles", expresó. Su más cercano perseguidor es su compatriota Alejandro Valverde, pedalista de la escuadra Caisse d"Epargne, quien acumula 14 segundos más. "Están a muy poco tiempo en la general tanto Luis León (cuarto de la general) como Valverde y tienen un equipo potentísimo", dijo al respecto el madrileño. "Yo también estoy aquí para ganar, pero soy consciente de cómo estoy yo y cómo está mi equipo y no puedo asumir la responsabilidad de toda la carrera. Al final, los intereses de Caisse, Garmin y Liquigas también tienen que entrar en acción", agregó. Contador se siente satisfecho con los resultados conseguidos en esta prueba, y más cuando estuvo a punto de retirarse luego de que en la primera etapa sufrió una caída y se lastimó el muslo izquierdo. Sin embargo, señaló que conforme transcurrían los días se sentía más cómodo, por lo que no tendrá problema alguno en la etapa de mañana, última de la París-Niza. "Las piernas responden y eso es lo importante en una etapa rapidísima, porque esta París-Niza será una de las más rápidas de los últimos años", indicó. La séptima y última fase de la justa, a disputarse mañana domingo, se llevará a cabo sobre un recorrido de 119 kilómetros con salida y llegada en Niza.

Newsletter MT
Suscríbete a nuestro boletín de noticias deportivas.
No te pierdas
×