Gigantes 1, Bravos 0; Tim Lincecum poncha a 14 en noche impecable

Tim Lincecum, pitcher de los Gigantes de San Francisco, sólo permitió dos hits y ponchó a 14 contrincantes durante un debut impecable en la postemporada para ayudar a los Gigantes a imponerse 1-0.
 Tim Lincecum, pitcher de los Gigantes de San Francisco, sólo permitió dos hits y ponchó a 14 contrincantes durante un debut impecable en la postemporada para ayudar a los Gigantes a imponerse 1-0.
San Francisco, California -
  • Tim Lincecum demostró porque es el ganador de las últimas dos ediciones del Cy Young.
  • La serie continua hoy a las 20:30 horas en San Francisco.

Tim Lincecum, pitcher de los Gigantes de San Francisco, sólo permitió dos hits y ponchó a 14 contrincantes durante un debut impecable en la postemporada. La ofensiva por su parte anotó su única carrera en una decisión cuestionable de los umpires, para vencer el jueves 1-0 a los Bravos de Atlanta en el primer encuentro de la Serie Divisional de la Liga Nacional. Lincecum se sumó a otros serpentineros que han tenido grandes actuaciones en los incipientes playoffs."Estas son dos de las mejores actuaciones de un lanzador que yo haya visto", dijo el manager de los Gigantes, Bruce Bochy. "¡Qué gran trabajo hizo este chico! ¡Es durísimo!" Con su gema de pitcheo, Lincecum venció al veterano Derek Lowe. Cody Ross remolcó una carrera con un sencillo en la cuarta entrada, después de que el umpire Paul Emmel marcó safe a Buster Posey en un robo de la intermedia. La repetición en video pareció mostrar que Brooks Conrad puso out al corredor. El manager de Atlanta, Bobby Cox, quien es el entrenador con más expulsiones en la historia, no discutió. "No he visto la jugada", dijo Cox. "Algunos de los chicos salieron después de ese inning y dijeron que él lo había puesto out por seis u ocho pulgadas (15 o 20 centímetros). Desde el dugout yo no vi nada". Lincecum ponchó a Derrek Lee por tercera vez para poner fin a su soberbia actuación de 119 lanzamientos, en 2 horas y 26 minutos. Se convirtió apenas en el duodécimo serpentinero que suma 14 ponches o más en un encuentro de postemporada. Y en una campaña que pasará a la historia como "El Año del Pitcher", éste fue el primer partido de playoffs con pizarra de 1-0 desde el 2005, cuando los Medias Blancas de Chicago concretaron la barrida sobre Houston para coronarse en la Serie Mundial. Lincecum, dos veces galardonado con el Cy Young, mantuvo el buen desempeño que mostró en el último mes de la campaña regular. Sus ponches impusieron un récord de la franquicia para un duelo de los playoffs. Es la octava vez que este serpentinero receta 10 ponches o más en el año y la 27ma vez que lo logra en su carrera. "No vimos sus lanzamientos", dijo Cox. "Tuvimos a dos corredores en segunda en toda la noche y eso fue todo". Lowe, quien ganó sus últimas cinco aperturas en la temporada regular con una efectividad de 1.17, permitió una carrera y cuatro hits en cinco entradas y un tercio, con seis abanicados y cuatro pasaportes.

Newsletter MT
Suscríbete a nuestro boletín de noticias deportivas.
No te pierdas
×