James agradeció a aficionados de Cleveland en regreso a la ciudad

No hay mucho que LeBron James pueda decir en cuanto a qué es lo que le espera cuando regrese el jueves a Cleveland pero con un equipo rival. Diversión, rareza, dureza, agotamiento. James cita...
 No hay mucho que LeBron James pueda decir en cuanto a qué es lo que le espera cuando regrese el jueves a Cleveland pero con un equipo rival. Diversión, rareza, dureza, agotamiento. James cita todas esas cosas como lo que espera para el partido.
Miami, Florida -
  • LeBron James regresará el jueves por la noche a la que fue su casa durante mucho tiempo: Cleveland

No hay mucho que LeBron James pueda decir en cuanto a qué es lo que le espera cuando regrese el jueves por la noche a Cleveland pero con un equipo rival. Diversión, rareza, dureza, agotamiento. James cita todas esas cosas como lo que espera para el partido.

"Va a ser difícil, pero he venido a ganar un partido de basquetbol"

Es muy probable que tenga razón, y sabe muy bien cómo va a afectarse el balance emotivo el jueves cuando el Heat de Miami visite a Cleveland, la ciudad que James abandonó el 8 de julio cuando anunció en un programa trasmitido por televisión nacional que "me llevo mis talentos a South Beach". Será el primer partido de James como visitante y los aficionados de los Cavaliers han esperado por meses para negarle la bienvenida en su regreso. "Va a ser difícil, pero he venido a ganar un partido de basquetbol", dijo James después del entrenamiento del martes y se preparaba para su partido del miércoles ante Detroit, partido que casi había olvidado debido a la magnitud de los que le espera el jueves. "Entiendo, entiendo qué tan apasionados pueden ser los aficionados de este deporte. Estoy listo para cualquier respuesta que vaya a recibir, va a ser un partido muy emotivo". Eso es cierto para todos los involucrados. Sin embargo, la NBA pudo haber ayudado un poco a James con este partido. Como Miami juega de local el miércoles por la noche, el Heat no llegará a Cleveland sino hasta la madrugada del jueves; el equipo no se entrenará ese día, sólo tendrá algunas reuniones y se hospedarán en su hotel, que estará protegido por un enorme despliegue de medidas de seguridad, como siempre. Después los jugadores del Heat irán en autobús a la arena, jugarán su partido, se irán al aeropuerto y se marcharán de vuelta a Miami. No habrá tiempo para visitar a viejos fantasmas o a amigos cercanos. Será un viaje de negocios, nada más, pero nada menos y James parece estar agradecido con ello. "Pienso que va a ser muy emotivo para mí", dijo James. "Tengo muchos grandes recuerdos de esa ciudad. Muchos de ellos, en momentos buenos y malos y los logros que he conseguido en mi vida, puedo agradecérselos a esa ciudad, mucho agradecimiento a esos aficionados por darme la oportunidad no sólo de exhibir mi talento, también de crecer y pasar de ser un chico a un hombre".

Newsletter MT
Suscríbete a nuestro boletín de noticias deportivas.
No te pierdas
×