Vuelven a posponer partidos en el US Open por lluvia

Todos los partidos de hombres previstos para la jornada del miércoles en el U.S. Open fueron pospuestos debido a la lluvia.
 Todos los partidos de hombres previstos para la jornada del miércoles en el U.S. Open fueron pospuestos debido a la lluvia.
Nueva York, Nueva York -
  • Tenistas como Rafael Nadal mostraron su inconformidad por el manejo de la situación

Todos los partidos de hombres previstos para la jornada del miércoles en el U.S. Open fueron pospuestos debido a la lluvia. Los organizadores del torneo confiaban aún en realizar los cuatro encuentros de mujeres, correspondientes a los cuartos de final, antes de que cayera la noche. Tras la postergación de todos los duelos el martes, los espectadores en el último torneo del Grand Slam que se disputa en el año pudieron disfrutar apenas 15 minutos de tenis el miércoles, antes de que volvieran los aguaceros. Tres encuentros de los Octavos de Final de hombres, previstos originalmente para el martes, comenzaron el miércoles por la tarde, tras una demora de 90 minutos, pero las acciones se suspendieron apenas 15 minutos después. Luego de casi cinco horas de precipitaciones intermitentes, los organizadores suspendieron los cuatro duelos de hombres correspondientes a los Octavos de Final. Dos encuentros de cuartos de final habían sido pospuestos más temprano. Los duelos de Cuartos de Final suspendidos fueron los de Novak Djokovic frente a Janko Tipsarevic, y Roger Federer contra Jo-Wilfried Tsonga. Rafael Nadal, Andy Murray y Andy Roddick estaban entre los tenistas que salieron brevemente a las canchas, y luego se reunieron con los organizadores para levantar una protesta por considerar que las condiciones eran inseguras para jugar. Nadal cree que todo se trata del dinero "Somos parte del espectáculo", opinó el campeón defensor español en una entrevista tras caer abajo 3-0 ante Gilles Muller. "Están trabajando para eso, no para nosotros. Saben que sigue lloviendo y nos dicen que entremos a la cancha. Eso no puede ser así... entiendo que los fanáticos están aquí, pero los jugadores también son importantes en esta parte del espectáculo, y no nos sentimos protegidos". Al tanto de estas críticas, la asociación de tenis de Estados Unidos emitió un comunicado en el que señaló que parecía haber un período de dos horas sin lluvia, y que por eso decidieron comenzar los encuentros. "Desafortunadamente, los radares no detectan todas las lloviznas y neblinas", señaló el organismo. "Tenemos árbitros experimentados, y ellos deciden si las canchas están aptas para jugar. Quizás las condiciones no eran ideales, pero igual eran seguras. Sin embargo, si un jugador o varios jugadores creen que las condiciones son inseguras, los escucharemos, como siempre lo hemos hecho, y el árbitro usará esa información en su decisión de seguir jugando o detener el juego". Roddick le ganaba 3-1 a David Ferrer y Donald Young aventajaba 2-1 a Murray cuando se pospusieron sus partidos. Otro partido, entre John Isner y Gilles Simon, fue cambiado de una de las canchas principales a la cancha 17, mientras los organizadores del torneo hacían de todo para completar la cuarta ronda lo antes posible. "No tenía mucho sentido salir a jugar por nueve o 10 minutos cuando seguía lloviendo", comentó Murray a la AP. Roddick dijo que habló con el árbitro antes de iniciar su partido. "Me preguntaba si él veía la misma llovizna que yo veía", relató el estadounidense. "El fondo estaba un poco mojado. Entiendo que todos quieren verlo por televisión y, sin duda, a fin de cuentas somos un deporte, pero todo esto es un negocio. Todos aquí están de acuerdo en eso, así que necesitan un producto en la cancha". Debido a la lluvia, los jugadores en la parte de abajo del cuadro encaran la posibilidad de tener que ganar cuatro partidos en cuatro días para coronarse en el Open. "Creo que los jugadores son los que más quieren jugar, y eso es lo que estamos diciendo", señaló Murray. "Con cada día que pase, a jugadores como Rafa y yo se nos reducen las posibilidades. Así que nosotros queremos jugar. Cuatro partidos de cinco sets en cuatro días es una gran carga física, así que eso sería realmente difícil. Queremos jugar, pero si es peligroso, no lo haremos".

Newsletter MT
Suscríbete a nuestro boletín de noticias deportivas.
No te pierdas
×