Lorena Ochoa descartó volver a jugar en la LPGA

Lorena Ochoa irradia alegría en cada paso que da en un salón de la casa club de un exclusivo campo de golf en la Ciudad de México. Su sonrisa se hace más grande cuando acaricia su vientre con la...
 Lorena Ochoa irradia alegría en cada paso que da en un salón de la casa club de un exclusivo campo de golf en la Ciudad de México. Su sonrisa se hace más grande cuando acaricia su vientre con la mando derecha.
Ciudad de México -
  • En diciembre dará a luz a su primer hijo
  • Le gustaría volver a jugar golf pero no al máximo nivel

Lorena Ochoa irradia alegría en cada paso que da en un salón de la casa club de un exclusivo campo de golf en la Ciudad de México. Su sonrisa se hace más grande cuando acaricia su vientre con la mando derecha.

"Me gustaría jugar uno o dos torneos favoritos para volver a estar en un campo de golf con mis seres queridos, recordar un campo que me guste o que le tengas cariño"

Con seis meses de embarazo, la retirada golfista mexicana y ex número uno del mundo está feliz con su vida fuera de los campos. Dedica el tiempo a su familia y no piensa en otra cosa que no sea el hijo que tiene previsto dar a luz la primera semana de diciembre. En otras palabras, nada de regresar a los campos de golf en el circuito de la LPGA que dominó a su antojo y del que se retiró en 2010 a los 28 años. "Estoy muy bien, muy contenta y disfrutando esta etapa de mi vida", dijo Ochoa en una entrevista. "Se siente bonito estar más tiempo en casa, ser más normal y no vivir en una maleta. Físicamente estoy bien, ya con mucha ilusión esperando a este bebé". Ochoa fue la número uno del ranking de la LPGA entre abril de 2007 y mayo de 2010, cuando oficialmente dejó de pertenecer a la gira. Ganó 30 torneos profesionales, incluyendo dos majors. "No voy a volver de tiempo completo, eso es un hecho", agregó la oriunda de Guadalajara, quien dijo que espera un hijo varón que se llamará Pedro. "Me gustaría jugar uno o dos torneos favoritos para volver a estar en un campo de golf con mis seres queridos, recordar un campo que me guste o que le tengas cariño, pero no veo de tiempo completo. Para nada". Luego de su retiro, Ochoa dejó un hueco en la cima de la LPGA. Ese lugar se lo fueron alternando varias jugadoras hasta que la taiwanesa Yani Tseng ascendió a la cima y se convirtió en la primera golfista que gana cinco majors a los 22 años de edad. "Sí, veo la gira, no todos los domingos, ni estoy muy pendiente, pero lo que sí sé y es algo que platico con mis amigas que todavía juegan es que es my importante que haya una número uno sólida", señaló Ochoa, de 29 años. "Eso ayuda a la buena imagen del golf y a que la competencia sea mejor". Con su retiro, Ochoa también dejó un vacío en el golf mexicano que se quedó sin su máxima figura. Media docena de jugadoras están buscando ocupar su lugar, pero la que está más cerca es Sophia Sheridan, quien participa en el Futures Tour de la LPGA. "Esta semana juega Sophia y si se mete en los primeros 10 lugares ya gana su tarjeta de tiempo completo para estar el otro año en la LPGA. Yo le estoy echando porras para que tenga una buena semana", indicó. "Tenemos que ser pacientes con las jugadores que vienen, hay muy buenas juveniles en universidades de Estados Unidos... nada sucede de la noche a la mañana". Entre las cuentas pendientes en su carrera, la mexicana no pudo participar en la Solheim Cup, torneo reservado para jugadoras de Estados Unidos y Europa, pero no es algo que la torture. "El golf es de tradición, a mí no me tocó competir y es algo que acepto como natural, no hay nada que hacer", concluyó.

Newsletter MT
Suscríbete a nuestro boletín de noticias deportivas.
No te pierdas
×