Despiden en Cuba a Teofilo Stevenson

Cuba se aprestaba a despedir el martes al legendario boxeador Teófilo Stevenson, considerado un símbolo y un mito del deporte cubano.
 Cuba se aprestaba a despedir el martes al legendario boxeador Teófilo Stevenson, considerado un símbolo y un mito del deporte cubano.
La Habana, Cuba -
  • Teófilo Stevenson ganó oro en los Juegos de Munich 72, Montreal 76 y Moscú 80  

Cuba se aprestaba a despedir el martes al legendario boxeador Teófilo Stevenson, considerado un símbolo y un mito del deporte cubano. Stevenson falleció repentinamente la víspera de una cardiopatía isquémica a los 60 años. Dotado de una pegada letal sumada a una actitud caballeresca que le valió el Premio Fair Play al deporte, se coronó tres veces campeón olímpico del peso completo en los Juegos de Munich 1972, Montreal 1976 y Moscú 1980, y también ganó tres títulos mundiales amateur. El féretro de Stevenson, cubierto con la bandera de Cuba y ornado con ofrendas florales del ex presidente Fidel Castro y de su hermano Raúl, actual mandatario de la isla, fue velado desde la noche del lunes en la principal funeraria de la capital cubana. En la mañana del martes encabezaron la guardia de honor el campeón mundial Julio César La Cruz, así como Roniel Iglesias, medalla de bronce olímpica en el 2008, y Robeisis Ramírez, todos miembros del equipo que representará a la isla en la próxima cita de Londres. "Vamos a salir bien en Londres", aseguró hace par de días Stevenson cuando asistió en esta capital a un torneo de boxeo en el que se prepararon los principales púgiles de la isla. Fraymari Arias, su esposa y ahora viuda con la que estuvo casado los últimos 20 años de su vida y con la que tuvo un hijo David, de 17 años, expresó el martes a la AP con voz entrecortada por el llanto: "hay que ser fuerte y recordarlo como era, bonachón, jaranero, bromista, chistoso y buen cocinero". Ernesto Blanco, un joven de 21 años, salió de la funeraria capitalina con lágrimas en los ojos y lamentó: "no lo puedo creer, él era a la vez tan grande y tan sencillo, nunca me canso de ver y volver a ver sus peleas y los nocauts que propinó con sus letales puños". "Grande, invencible, genial... Pero también fiel, consecuente, solidario", ese era Stevenson según el rotativo deportivo Jit en su edición del martes. "Su muerte deja un vacío incalculable en el seno del deporte revolucionario cubano, donde ahora se multiplicará como ejemplo de patriotismo, dignidad y apego a su pueblo", reportó en su portada el diario oficial Granma. "Hasta siempre campeón" es el título de una reseña de la vida de Stevenson publicada en Granma. "El gong no ha sonado", titula el periódico Juventud Rebelde. "Falleció leyenda del boxeo cubano" dice el portal oficial Cubasí. "El hombre que vinculó maestría atlética, infinita modestia y fidelidad absoluta a la Revolución, al comandante en jefe Fidel Castro y su pueblo, dejó de existir", informó la nota leída en el noticiero de la televisión cubana el lunes anunciando el deceso. En el momento de su fallecimiento Stevenson era vicepresidente de la Federación Cubana de Boxeo y asistía a múltiples eventos deportivos. Además del boxeo también se le veía asistir al béisbol o participar en caminatas y carreras organizadas por el Instituto Cubano del deporte para estimular a la gente a hacer ejercicio como fue el caso el domingo pasado. En enero de este año Stevenson estuvo hospitalizado 15 días por un problema cardiaco y estaba en tratamiento médico. Además de su hijo David, el estelar púgil tenía una hija, Heles, de 27 años.  

  • Más sobre:
  • Box
Newsletter MT
Suscríbete a nuestro boletín de noticias deportivas.
No te pierdas
×