Sin deudas y con pérdidas, termina primer año LFA

La Liga de Futbol Americano Profesional de México (LFA) verá el final de su primera temporada con diversos retos superados, desde la cancelación de la campaña en la Semana 3 hasta no tener adeudos...
La Liga de Futbol Americano Profesional de México (LFA) verá el final de su primera temporada con diversos retos superados, desde la cancelación de la campaña en la Semana 3 hasta no tener adeudos con jugadores y proveedores.
 La Liga de Futbol Americano Profesional de México (LFA) verá el final de su primera temporada con diversos retos superados, desde la cancelación de la campaña en la Semana 3 hasta no tener adeudos con jugadores y proveedores.
Ciudad de México -
  • Las pérdidas de la Liga ascienden a más de un millón de pesos según los organizadores

La Liga de Futbol Americano Profesional de México (LFA) verá el final de su primera temporada con diversos retos superados, desde la cancelación de la campaña en la Semana 3 hasta no tener adeudos con jugadores y proveedores al término de las siete jornadas disputadas. En la semana 4 y 5, los jugadores de Mayas, Raptors, Eagles y Condors recibieron en su mayoría el pago con tickets. Para la fecha seis, su salario ya fue en efectivo y para la final, algunos quisieron recibir entradas en vez de dinero (se dieron 760 boletos como pago de 5 mil dispnibles)

Fue en la Semana 3 cuando la Liga volvió se “insostenible”, la escasa venta de boletos, el mantenimiento del Estadio “Palillo”, el pago puntual de los salarios de jugadores, staff y coaches casi desaparecen a la LFA del mapa deportivo en la capital.

“Tuvimos muchos problemas para sostener la Liga, en la Semana 3 estuvimos a punto de cancelarla porque ya nos había rebasado el presupuesto. Hablamos con los jugadores y llegamos a un acuerdo, les pagamos un porcentaje con boletos y otro en efectivo para no quedar a deber nada”, explicó Juan Carlos Vázquez, jefe de operaciones de la LFA.

Para disminuir costos, la Liga tuvo que deshabilitar una de las dos tribunas para rebajar en 40 por ciento el costo del mantenimiento del inmueble, otra medida que se tomó fue que los niños menores de 12 años entraran gratis en los últimos tres juegos y aminorar los costos de las entradas, además de retirar el servicio de Internet un par de fechas.

Las pérdidas para los socios que colocaron intereses fue de más de un millón de pesos según el último recuento de los organizadores; a pesar de esto, aseguran no deber un solo peso a ninguna instancia ni a los jugadores.

“Dejamos las cosas en claro, no debemos nada, negociamos con los jugadores los pagos porque ya no había suficiente dinero para pagarles el salario completo, ellos aceptaron y llegamos a un acuerdo con todos, a nadie se le debe algo”, sentenció Vázquez.

Newsletter MT
Suscríbete a nuestro boletín de noticias deportivas.
No te pierdas
×