El mejor momento del día para correr

El mejor momento del día para correr Las horas más favorables para entrenar
Sin Pie de Foto
 Sin Pie de Foto
  • Correr tiene muchas consecuencias buenas sin importar la hora en que se realice

El mejor momento del día para correr ha sido tema de varios estudios, algunos de estos coinciden en que lo mejor es hacerlo cuando cae la tarde, a partir de las 16:00, porque la temperatura del cuerpo es más alta y el organismo responde sin dificultades a las exigencias físicas. Pero claro, los que no están de acuerdo con esta teoría, defienden la mañana como el mejor momento, así lo postuló un estudio en la University of North Texas.

En el estudio de la universidad, 20 personas pedalearon a un ritmo alto y constante durante cinco minutos en una bici estática, entre las 06:30 y las 09:30 y en otro día por la tarde, entre las 17:00 y las 20:00. Por las mañanas, la fatiga aparecía hasta 20% antes que por la tarde, pero al estudiar las variables descubrieron que los atletas eran menos eficientes por la tarde.

Por la tarde, a un ritmo constante los participantes del estudio consumían más energía con 6% más de oxígeno. Sin embargo, también descubrieron importantes beneficios como un VO2 máximo 4% mayor, capacidad anaeróbica hasta 7% más, ritmo cardiaco máximo más alto (193 contra 189). Se dice que los atletas y los que buscan mejorar en las competencias, entrenan entre las 16:00 y las 19:00.   

¿Mañana o tarde? Por la mañana, el factor que favorece a los corredores es el aprovechamiento del oxígeno que se consume ligeramente mejor, aunque la capacidad de adquirirlo es menor. Para las salidas largas y a ritmo moderado es un buen momento del día. Salir a correr a primera hora sobre todo da la seguridad de que se cumple con el entrenamiento, porque de pronto en las tardes existen imprecisos laborales o sociales que obligan a saltarse el entrenamiento del día. Si la rutina forma parte de una preparación para una carrera, ya que estas suelen ser por las mañanas, es mejor hacerlo a esta hora para enfocarse en ese evento. Por la tarde, entre otros beneficios llegará un sueño placentero y profundo aunque no es recomendable hacerlo dos horas antes de ir a la cama, porque puede resultar difícil conciliar el sueño. Correr sin duda hará que el estrés del día desaparezca con cada pisada.

Los beneficios serán muchos sin importar la hora en la que te acomode mejor entrenar. Seguramente las razones que te motivan no son las mismas que a otros que entrenan al mismo tiempo, lo cierto es que hay quienes rinden más por la mañana y otros por las tardes o simplemente que corren a la hora que mejor les conviene por las actividades del día. Solo es cuestión de poner atención con el cuerpo y encontrar el momento que mejor le aproveche.

Newsletter MT
Suscríbete a nuestro boletín de noticias deportivas.
No te pierdas
×