Consejos para correr con el perro

Entrenar con tu mascota es una gran idea para ejercitarlo y mantener el lazo con él, pero debes cuidar siempre la cortesía con los demás corredores y la seguridad de todos.
 Entrenar con tu mascota es una gran idea para ejercitarlo y mantener el lazo con él, pero debes cuidar siempre la cortesía con los demás corredores y la seguridad de todos.
Ciudad de México -
  • Entrenar con tu mascota es divertido y es un buen momento para dedicarle atención
  • Participa en el Perrotón de Dog Chow con tu mascota www.perroton-dogchow.com.mx

El otro día en una concurrida pista para correr, un cachorrito se cruzó entre las piernas de un corredor y lo tiró al piso. El corredor, lesionado, estaba justamente enojado y los dueños del perrito, desconcertados.

Entrenar con tu mascota es una gran idea para ejercitarlo y mantener el lazo con él, pero debes cuidar siempre la cortesía con los demás corredores y la seguridad de todos:

  • Pon atención a todo lo que te rodea, cuida que el perro mantenga tu paso y esté siempre cerca de ti.
  • Usa una correa gruesa, de un color vivo que contraste con el piso, para evitar que otros corredores se tropiecen con ella.
  • En general, un perro necesita más agua que un humano. Pon atención a que esté bien hidratado.
  • Aumenta la distancia gradualmente, para que el perro adquiera condición física. Las razas pequeñas, pueden correr 5 kms, mientras que las grandes, mucho más. Observa a tu perro y detente cuando éste se sienta cansado: baje su velocidad, jadée o se quiera echar.
  • No lleves a tu perro a pistas donde no se permiten animales, puesto que los corredores ahí no están prevenidos.
  • Si no está entrenado, nunca lo dejes sin correa en la pista.

 

Cuida sus patas

Están formadas por piel, que aunque es resistente, necesita ciertos cuidados. Los perros normalmente se adaptan mejor al calor y al frío del terreno, pero hay que prepararlos. Un perro que rara vez camina en asfalto caliente, se puede ampollar y lastimar si no tienes cuidado. Si sales con él a correr en el frío, la arena o en el campo, revisa con cuidado sus patas al terminar.

En cuanto a las uñas, la frecuencia para cortarlas depende de la raza y la actividad que realicen. En general, hay que cortarlas cada mes, para que la punta esté alineada con la pata.

Cuando empieza a cojear, es probable que se haya lastimado un pie. Es importante revisarlo de inmediato. Si notas que constantemente se lame la planta de los pies, también es una señal de que algo lo irrita. Puede ser un raspón o una alergia, por lo que hay que consultar al veterinario.

Newsletter MT
Suscríbete a nuestro boletín de noticias deportivas.
No te pierdas
×